Junta y Fomento trabajan para el desvío de camiones de la N-1 y N-120 a las correspondientes autopistas

Afirma que la tramitación está siendo compleja por afectar también a la concesionaria de la autopista. Las bonificaciones llegarán hasta el 71,23% y el 75%, según las características

 1401180
1401180

Junta de Castilla y León y Ministerio de Fomento "mantienen el compromiso y voluntad de hacer efectivos" los convenios para el desvío obligatorio subvencionado del tráfico de camiones de las nacionales I y 120 a la AP-1 y AP-71, respectivamente. 

Así lo ha hecho público la propia Junta mediante una nota informativa en la que afirma que la tramitación está siendo "compleja" debido a la afectación a tres partes, ya que también lo hace a la concesionaria de la autopista. 

"La Junta de Castilla y León considera que la medida es un paso importante en materia de seguridad vial y de funcionalidad de la red, a tenor de la importante circulación de este tipo de vehículos en ambas carreteras nacionales, con incidencia en la seguridad de las poblaciones por las que transcurre la carretera", comenta.

De esta manera, según dicen, la N-1 soporta un tráfico de este tipo de vehículos pesados superior a los 3.500 diarios. Las bonificaciones que recibirán los vehículos desviados del tramo de 88 km de la N-1 entre Armiñón y Burgos serán de un 75 % cuando empleen dispositivos de telepeaje y de un 71,23 % para el resto de vehículos pesados tipo 2.

En el caso del desvío de la N-120 a la AP71, las bonificaciones que recibirán los vehículos desviados del tramo de 32 kilómetros de la N-120 entre León y Astorga serán de un 75% cuando empleen dispositivos de telepeaje y de un 71,23 % para el resto de vehículos pesados tipo 2. Con esta medida, diariamente, más de 700 vehículos de estas características dejarán de circular por la carretera convencional, con la consiguiente mejora en las condiciones de circulación y seguridad.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído