La lluvia continúa haciendo estragos en la provincia. Este domingo se están viviendo situaciones complicadas en algunas localidades con calles anegadas y también en un buen número de carreteras en las que se están formando balsas de agua que están dificultando enormemente la circulación.

En el primero de los casos, cabe destacar la situación de Tábara, donde el cauce habitual del arroyo 'Palomillo'  se ha desbordado y ha inundado la zona donde se encuentran el antiguo parque de bomberos y el edificio de la Mancomunidad. Tampoco se ha librado Andavías, que ha visto cómo el regato ha superado con creces su capacidad para terminar convirtiendo algunas partes del pueblo en una especie de parque acuático.

En cuanto a la situación en las carreteras, existen balsas puntuales en varios tramos kilométricos de la Alta Sanabria, como el de la vía que une Pías y Barjacoba o la calzada que comunica Ourense con Porto. Tampoco se libran el tramo hasta Ribadelago Viejo y algunos de los accesos a Puebla de Sanabria.

En otras comarcas, la situación tampoco es idílica. En Sayago, la Guardia Civil y los Bomberos apenas dan de sí para liberar de agua y de objetos todas las zonas que se están viendo afectadas por la lluvia y el viento. Por ejemplo, la vía que une la N-122 con Moralina está viendo condicionado el tráfico de vehículos por culpa de desprendimientos, mientras que las balsas son la causa de los problemas en otras, como la que va de Pedralba de la Pradería a la frontera con Portugal.

CORTADAS AL TRAFICO LAS CARRETERAS ENTRE DOMEZ DE ALBA Y VEGALATRAVE Y BENAVENTE Y VILLABRÁZARO Y BENAVENTE

La Diputación Provincial de Zamora ha cortado al tráfico esta mañana las carreteras provinciales que comunican las localidades de Domez de Alba y Vegalatrave de Alba, en la comarca de Aliste, y la que une Benavente con Villabrázaro, por problemas causados por la lluvia. En el caso de la primera de ellas, se debe al caudal que registra el río Aliste fruto de las intensas lluvias caídas en la comarca. Trabajadores del Parque de Maquinaria de la Diputación procedieron al corte de la misma al comprobar el crecimiento del caudal del río a partir de las 8.00 horas de la mañana que hace que agua sobrepase la calzada.

Del mismo modo, se ha procedido al corte de la ZA-P-2550, a la al altura del km 2.600, entre Villabrázaro y Benavente, por el agua acumulada en la calzada de la misma. La Diputación de Zamora pide a los conductores que se desplacen por las vías provinciales que extremen la precaución ya que en muchas de ellas se pueden encontrar balsas de agua en algunos puntos.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído