El PP tendría al menos cuatro alcaldías más en la provincia si se hubiese aplicado la reforma electoral que propone

 El PP tendría al menos cuatro alcaldías más en la provincia si se hubiese aplicado la reforma electoral que propone
El PP tendría al menos cuatro alcaldías más en la provincia si se hubiese aplicado la reforma electoral que propone

La reforma electoral que plantea poner en marcha el Partido Popular de cara a los próximos comicios locales beneficiaría a la formación de centro-derecha. Al menos, en la provincia de Zamora, donde la organización dirigida por Fernando Martínez-Maíllo obtendría, al menos, otras cuatro alcaldías, entre ellas la de Benavente, y optaría a alcanzar, entre otras, la de la capital en una segunda vuelta.

La idea del PP es que las formaciones que obtengan más de un 35% de los votos y un 5% de distancia sobre el siguiente, o más del 30% de los sufragios y un 10% de diferencia con el segundo, logren un plus de gobernabilidad que les otorgue la mayoría en el Pleno de forma automática. En el caso de que la situación estuviese más igualada, todos los partidos con más de un 15% de los apoyos acudirían a una segunda vuelta en la que se elegiría al alcalde.

Por ejemplo, en el caso de Zamora capital, Clara San Damián, Francisco Guarido y José Luis Gómez habrían acudido a esa mencionada segunda vuelta para someterse a un nuevo juicio de las urnas, ya que PP, IU y PSOE se situaron por encima del 15% de los votos y los populares no lograron la distancia suficiente para conseguir el plus de gobernabilidad. Esto sucedió de igual modo en otros nueve ayuntamientos de la provincia: Arcenillas, El Cubo del Vino, Ferreras de Arriba, Manganeses de la Polvorosa, Molacillos, Morales del Rey, Salce, Villaralbo y Pereruela.

Por otro lado, en 17 localidades de Zamora, las formaciones que lograron mayorías insuficientes para gobernar en solitario habrían logrado el plus de gobernabilidad, y seis de ellas tendrían otros alcaldes. Es el caso de Montamarta y Roales, que pasarían al PSOE, y de Palacios del Pan, Quiruelas de Vidriales, Morales del Vino y Benavente, que habrían ido a parar a manos del PP.

De este modo, los populares habrían retenido dos núcleos importantes, como Morales y Benavente, de haberse aplicado esta normativa en ciernes. José María Barrios obtuvo un 35,14% de los votos en los comicios de la primera localidad mencionada y aventajó en nueve puntos al candidato de Ciudadanos, mientras que Juan Dúo logró un resultado similar en el segundo municipio por tamaño de la provincia, con un 35,99% de los apoyos.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído