Las provincia de León cumple, como nadie en Castilla y León, los criterios que impone la Unión Europea para recibir millonarios fondos europeos del Eje Atlántico, la red logística de transporte de mercancías. Y sin embargo, todo indica que por segundo año consecutivo la Junta de Castilla y León y el Gobierno de España volverán a dejar a León y su proyecto de la plataforma de Torneros fuera de juego.

El plazo para presentar desde Valladolid y Madrid candidaturas de inversión en 2016 termina en la última semana de febrero y todo parece indicar que por segundo año ninguna de las dos administraciones propondrá a Bruselas que se invierta en la plataforma intermodal de Torneros (León) sino en las de Burgos y Salamanca, algo que ya intentaron el año pasado y que Europa rechazó de plano, dejando sin inversión de ningún tipo a la Comunidad autónoma.

Que León llevaría una enorme ventaja frente a cualquier otra propuesta es un hecho objetivo. Basta leer el articulado del Reglamento nº 1315/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de diciembre de 2013, sobre las Orientaciones de la Unión para el desarrollo de la Red Transeuropea de Transporte que adjuntamos en esta información. La Sección Sexta (Infraestructuras de transporte multimodal) en su Artículo 27 determina que serán prioritarias "la terminal o plataforma en cuestión será la principal terminal de mercancías o plataforma logística que el Estado miembro interesado designe, y que estará conectada al menos con las carreteras y ferrocarriles de esa región", como es el caso de Torneros.

León, sin rival de mercancías según el Ministerio

El potencial de transporte de mercancías de León no tiene rival ni competencia en Castilla y León. Así lo determinan las estadísticas del propio Ministerio de Fomento, que en 2012 ya consignaba que según datos oficiales de Adif León era uno de los cinco puntos logísticos con mayor número de trenes tratados de toda España, con más de 5.000 de media, al mismo nivel que Monforte de Lemos en Galicia, Madrid, Zaragoza, Tarragona y Barcelona, como recoge el mapa oficial que ilustra esta información.

Esta misma semana, la Junta de Castilla y León, tras años de desidia con el proyecto, trató de dar un golpe de efecto desbloqueando urbanísticamente después de casi 5 años el proyecto logístico de Torneros en León para dejar la pelota en el tejado del Ministerio de Fomento, quien sin embargo confirmó que la responsabilidad de proponer o no ante Europa las inversiones millonarias para León se deciden en Valladolid. Y apenas quedan cinco semanas para ello.

Erre que erre los mismos proyectos ya rechazados

De modo que, tal y como se anunció hace meses, la provincia volverá a no aparecer entre las prioridades a pesar de sus posibilidades objetivas de financiación, y todo indica que de nuevo en 2016 las propuestas autonómica y ministerial serán las terminales ferroviarias de Burgos y Salamanca y la base logística de Miranda de Ebro dentro del llamado Corredor Atlántico. Y los siguientes en la lista de las prioridades de la Red Transeuropea de Transporte (RTE-T) serán el puerto seco de Venta de Baños (Palencia) y el enclave de Valladolid. Que por cierto, ya recibieron el 'no' europeo hace un año.

Con la repetición de esta maniobra se confirmará que León no tiene los necesarios 'padrinos' en Valladolid o Madrid, a pesar de que Europa tenga claro que la provincia cumple los requisitos porque aquí confluyen todas las conexiones de los puertos marítimos de Vigo, La Coruña y Gijón con la red ferroviaria española, como se evidencia en el mapa de detalle de la propia UE que también acompaña a esta información.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído