El centro de arte contemporáneo de Salamanca ha inaugurado dos nuevas exposiciones. La primera lleva por título 'Vídeos domésticos de artistas', se ha organizado en colaboración con la Asolación Cultural Elektronova, y ha sido comisariada por Carlos Trigueros. Esta muestra, en pantalla de gran formato, se ha llevado a cabo seleccionando vídeos realizados por artistas pero con temática y finalidad de uso casero. Se reúnen vídeos de Marisa González, Cecilia Barriga, Kaoru Katayama, Menchina Ayuso y Rosa Hernández Fraile bajo los criterios de artistas con muy distintas trayectorias y objetivos, pertenecientes a diferentes generaciones y que difícilmente coincidirían en una misma exposición, salvo por realizar vídeos domésticos. De este modo se consiguen diferentes miradas sobre asuntos cotidianos.

Los trabajos de estas artistas básicamente se distinguen del resto de producciones domésticas por el uso del montaje. Las aficionadas al medio apenas preparan y editan, sin embargo las artistas o bien montan lo que grabaron para dar un sentido propio, o bien prevén de antemano la acción. Estos son ejemplos que cualquier visitante podría tomar para desarrollar sus propios vídeos domésticos y, de este modo, se cumpliría el objetivo último de la exposición: que cualquier persona pueda llegar a ser artista.

Visiones contemporáneas: Laida Lertxundi

Tras las muestras dedicadas a Albert Alcoz y el binomio artístico Arrieta/Vázquez, concluimos esta segunda temporada de Visiones Contemporáneas, últimas tendencias en el cine y el vídeo en España, con el ciclo dedicado a la cineasta Laida Lertxundi (Bilbao, 1981). Toda la producción de Laida Lertxundi supone un viaje sensorial que nos transporta a la ciudad en la que actualmente vive, Los Ángeles. A esos desiertos y grandes paisajes americanos donde aparecen una serie de enigmáticos personajes que se mantienen en silencio y donde la música y las referencias sonoras reflejan un momento especial, como si el tiempo mientras nos sentamos a verlas, se parase. Los Ángeles y sus alrededores inauguran con “Footnotes to the house of love”, un ciclo de películas que inevitablemente nos remiten también a la vanguardia experimental americana, a la nostalgia, el lirismo y los landscapes de cineastas como Hollis Frampton o Bruce Baillie.

El desierto californiano, los grupos de jóvenes amigos que deambulan en silencio con una vibrante banda sonora de fondo se trasladan en sus últimos trabajos hacia otros lugares como el bello paisaje nórdico, sin perder un ápice de sensibilidad pero avanzando hacia un universo interior más rico y diverso con personajes solitarios o familias como protagonistas y donde la importancia del hogar se hace también presente. En su obra más reciente “Utskor: Either/Or”, filmada en Noruega, encontramos las primeras referencias políticas y activistas, que quizás nos anuncian una nueva etapa con cierto arraigo biográfico-personal sin llegar a desprenderse de los temas más sensitivos, recurrentes en toda su trayectoria. 

En “Llora cuando te pase”, hay una imagen que se ha convertido en icono de la obra de su autora: el televisor frente a la montaña. Esta percepción de los aparatos tecnológicos que van apareciendo en sus películas, un televisor, franjas negras, la claqueta para sincronizar audio etc. rompen con la barrera de la narración del cine de ficción tradicional y sirven para situar al espectador en ese tiempo presente tan complejo de representar en el cine pero que Laida con su especial sensibilidad sabe captar como nadie. 

Laida Lertxundi llega a Salamanca después de haber estado en la Bienal de Lyon, en algunos de los festivales más prestigiosos de cine a nivel internacional como por ejemplo Nueva York, An Arbor, Viennale, BFI de Londres, Oberhausen y Rotterdam o en centros de arte como el MoMa, el Museo Metropolitano de Tokyo, el Museo Whithey de Nueva York y La Alhóndiga de Bilbao.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído