Un plan nacional para proteger el flamenco, bono-libros e indemnizaciones a rodajes suspendidos, entre las nuevas ayudas COVID-19

El Real Decreto-ley de ayudas culturales está vigente desde el mes de mayo

EP

2 Comentarios

El ministro de Cultura, Miquel Iceta. EP
El ministro de Cultura, Miquel Iceta. EP

Un Plan Nacional para proteger el flamenco, el establecimiento de un sistema bono-libro en colaboración con las comunidades autónomas o indemnizaciones a rodajes suspendidos son algunas de las nuevas medidas incluidas en el Real Decreto-ley de ayudas culturales por el COVID, aprobadas en el Congreso a finales del pasado mes de septiembre.

El Real Decreto-ley de ayudas culturales por COVID está vigente desde el pasado 5 de mayo de 2020. Tal y como explica el Gobierno en el texto definitivo publicado en el BOE al que ha tenido acceso Europa Press, dados el tiempo transcurrido y el contenido y finalidad del citado Real Decreto-ley, una buena parte de sus previsiones han surtido efecto o han sido prorrogadas o completadas por sucesivas reformas posteriores del mismo.

Igualmente, la aprobación de una nueva Ley de Presupuestos Generales del Estado ha afectado a las partidas presupuestarias, modificaciones presupuestarias y créditos extraordinarios. Por ello, la presente ley aprobada en el Congreso contiene tan solo las modificaciones que se introdujeron entonces.

Entre esas modificaciones se incluye el desarrollo de un Plan Nacional de Protección de los Tablaos Flamencos. Este plan supondrá el desarrollo de un paquete de ayudas a nuevas producciones en el año 2021, que permita a los artistas flamencos diseñar nuevos montajes

También la puesta en marcha de una campaña publicitaria que favorezca el acceso del público nacional a los tablaos, la creación de las Ayudas Imserso Cultural -"para acercar a los mayores, ahora que no pueden realizar desplazamientos"-  o la puesta en marcha de un fondo 'SOS Tablaos' que permita la supervivencia de estos recintos "hasta la reactivación del turismo internacional".

Bono-libro

El Real Decreto también contempla que haya un crédito extraordinario que podrá utilizarse para la realización de medidas de apoyo directo a librerías y editoriales. Entre ellas, el establecimiento de un sistema bono-libro, en colaboración con las Comunidades Autónomas, "al menos para el tramo de edad de la adolescencia y juventud, donde el hábito de la lectura suele debilitarse".

El texto apunta a que este sistema deberá habilitarse permitiendo la utilización de esos bonos en cualquier librería de España. Precisamente, la semana pasada se anunció la puesta en marcha de un bono cultural de 400 euros destinados a jóvenes de 18 años, si bien fuentes de Cultura no han especificado a Europa Press si este bono-libro estará relacionado con el bono cultural.

Bajas en rodajes por enfermedad

Las nuevas ayudas recogen también la creación de un fondo de indemnización por daños a producciones producido por COVID-19, "con el objetivo de puesta en marcha de los rodajes cinematográficos y la activación de la industria audiovisual", al no estar cubierto por el seguro de compensación.

Así, habrá un fondo de capital de compensación de los costos relacionados con COVID-19 (incluidas las mutaciones de COVID-19) en caso de interrupciones y suspensión de rodaje. El documento pone como ejemplo que se produzcan bajas por enfermedad del actor, o algún extra del equipo, o que se produzca un nuevo confinamiento local, regional o nacional, durante las últimas cuatro semanas de la fase de preproducción o durante el rodaje original.

El texto definitivo de ayudas culturales al COVID-19 incluye asimismo las dirigidas al tejido económico ligado a la actividad museística y el mantenimiento patrimonial, entre ellas subvenciones, en régimen de concurrencia competitiva, para la conservación, restauración e inventariado de bienes muebles e inmuebles del Patrimonio Histórico Español.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído