Lo que eran intenciones claras del Consejo de Administración de la Unión Deportiva Salamanca para planificar la próxima campaña, empezar a moverse en el mercado y conseguir atar a jugadores de cantera como Cristeto o Molina, han quedado de momento en la nada, al no recibir el visto bueno de los administradores la entidad para poder realizarlo.

La administración concursal ha sido clara desde que el máximo accionista Juan José Pascual se negara a firmar la descapitalización, no cediendo un ápice en ningún momento. Tanto Máximo Mayoral como Simón Moretón mantienen la solución negada por Pascual como prioritaria y por ello es la llave para que permitan dejar obrar al club.

La Junta del día 28 es la clave y en este sentido sigue habiendo muchas dudas, que llegan por la decisión del máximo accionista y por el dinero de la LFP que debe recibir el club antes del 30 de este mes para abonar lo que resta de temporada pasada.

Cabe reseñar que los administradores ya mostraron su cansancio a seguir hablando con las partes hace un par de semanas y tras la negativa de Pascual apenas han movido hilos de futuro, también para que quede clara su exposición, que es necesario y obligatoria que Pascual sea el que ceda descapitalizando el club.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído