Diez niños de primer año componen el equipo más pequeño de los dos que tiene el Chamberí dentro de la categoría Benjamín. Participan en el Grupo B de la Segunda División y actualmente van undécimos con cero puntos, un casillero que a buen seguro están a punto de estrenar. Por ganas, ilusión y esfuerzo no va a ser.

Y es que al ser el primer año en la categoría aún están aprendiendo a competir con algunos niños de edades superiores. No obstante, como viene siendo habitual en estas categorías para sus entrenadores no priman los resultados. ?Los objetivos son que se diviertan, aprendan y se lo pasen bien. Luego si se pueden ganar los máximos partidos posibles, mejor?, afirma Juan, uno de los tres técnicos del club.

La mayor ilusión con la que ha comenzado la temporada el Chamberí es poder jugar en el campo de su barrio cuando sea de hierba artificial. En la actualidad, los equipos del club se han trasladado al Lazarillo, pero el estado de este deja mucho que desear para la práctica del fútbol. ?Es un desastre, es imposible y peligroso entrenar allí con niños de 8 y 9 años?, asevera.

La plantilla está compuesta por Juan Carlos (portero); Ángel, David y Alejandro (defensas); Pablo, Adrián, Iker y Miguel (centrocampistas); Yeray y Alberto (delantero); Juan, Daniel y Jonathan (entrenadores). 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído