Nueve puntos en quince partidos es un bagaje muy pobre para el Guijuelo. Los chacineros son colistas de la clasificación en el grupo 1A y no podrán alcanzar de ninguna de las maneras la PRO. Ahora, el objetivo se centra en no descender dos categorías en la misma temporada.

Este domingo, a las cinco de la tarde, los de Chuchi Jorqués recibirán en el Municipal Luis Ramos a Unionistas. Será el derbi provincial que le falta a los guijuelenses en la primera fase y necesitan los tres puntos para reengancharse en la zona baja.

El técnico chacinero no podrá con el sancionado Kike Pina y tendrá que elegir entre Razvan y Mounir en el lateral izquierdo. Pero, además, está muy atento a sus jugadores tocados. En las últimas jornadas no ha podido contar con los lesionados Jonathan, Lucas Puime, Manu Molina ni Lolo Plá. Por lo tanto, Chuchi Jorqués tendrá que esperar para conocer con qué jugadores puede afrontar el derbi.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído