Soria ha sido el lugar elegido por la Real Federación Española de Balonmano para juntar a dos grupos de prometedores jugadores de balonmano: los infantiles de 1998, y los cadetes de 1996 y 1997. A cargo de todos ellos el salmantino Juan Antonio García Herrero.
 
En palabras del técnico del combinado español de categoría promesas masculina, "hemos trabajado con dinámicas diferentes, adaptadas a cada grupo. En el caso del grupo de cadetes, ha sido una actividad enfocada a pulir errores y matizar de forma personalizada, un trabajo que ha ocupado el 50% del entrenamiento total". Con respecto a los infantiles, "ha sido la primera toma de contacto, y la impresión ha sido muy positiva. Un grupo que, físicamente, posee características espectaculares, con un nivel medio-alto muy prometedor pero sin pivotes natos". Eso sí, "con muchos jugadores de primera línea que, en el próximo año, terminarán por definir su rol". En estas concentraciones ha participado el jugador Álvaro García, del Club Ciudad de Salamanca, recientemente galardonado como mejor jugador infantil de Castilla y León.
 
Mientras, en Béjar, la Federación de Balonmano de Castilla y León organiza el tradicional Campus de Verano. Además de actividades relacionadas con este deporte los participantes, procedentes de toda la Comunidad, disfrutan de los múltiples valores y atractivos de Béjar y su comarca con actividades relacionadas con el ocio y el tiempo libre.
 
En lo referente al Campeonato del Mundo de categoría Junior Femenina, la selección que dirije Jenaro Felix ganó el partido de ayer a República del Congo (34 a 18). Mañana viernes el enfrentamiento ante Rumanía por la decimotercera plaza permitirá a las españolas maquillar el resultado de un campeonato marcado por un cruce ante Suecia que llegó demasiado pronto.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído