El Club Deportivo Guijuelo quiere acabar con la mala racha de resultados que le ha llevado a perder los últimos cinco partidos de liga. El cuerpo técnico trata de estimular a los jugadores y de mejorar la relación del grupo y para ello se los llevó el miércoles por la tarde a jugar a paintball.

Una batalla campal que hizo que los futbolistas aliviaran tensiones y dejaran de lado la dinámica negativa en la que han entrado.

Por otro lado, tras la sesión de entrenamiento de este jueves Carlos Rubén continúa con molestias, pero podría llegar al encuentro del domingo.

 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído