El Club Deportivo Guijuelo dejó escapar dos puntos este domingo en el encuentro que disputó en el municipal ante el Sestao River y que terminó con empate a un gol. Los chacineros se vieron seriamente perjudicados por el mal arbitraje recibido y cuando se quedaron con uno menos bajaron el pistón ofensivo para poder mantener el resultado.

Los guijuelenses llevaron el dominio de la primera mitad, aunque no crearon ocasiones demasiado claras, lo que se tradujo en el empate a cero al descanso y con Imanol Idiákez expulsado. La afición jamonera estaba muy indignada y el trencilla ya había perdonado la expulsión a un jugador vasco por un golpe a Chema.

Pese a todo, los verdiblancos salieron a intentar llevarse de lleno el encuentro en el segundo acto y lograron abría la lata gracias a Koeman, que empujaba un balón rematado por José Romero. Era el minuto 54, pero pocos minutos después, el colegiado enseñaba al andaluz la segunda amarilla pro entender que se tiraba dentro del ´área, cuando el penalti pareció muy claro.

A raíz de esa decisión, contemporización de partido para los guijuelenses y empate de los vascos, en una acción de suerte, un centro chut que se introducía Toño Vázquez en su portería. Hasta el final, el Guijuelo quiso más el punto que lanzarse a ganar y perderlo.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído