Al cadete B del Jai Alai no le están saliendo bien las cosas este año. Tras un comienzo fulgurante en el que consiguieron nueve puntos en los tres primeros partidos, se desinflaron luego para ocupar la penúltima plaza del grupo A de la Segunda Cadete en la actualidad. Eso en lo deportivo, claro, porque en cuanto a grupo sí se ha conseguido hacer uno en el que todos reman en la misma dirección.

Una jornada falta para el término de la Liga de este año y ya se piensa en la que viene. La plantilla formada por 17 jugadores ha tenido problemas a la hora de completar convocatorias durante este año. Esa es una de las principales trabas que ha tenido el equipo para no poder competir al nivel que se esperaba.

En una Liga dura, el objetivo era quedar entre los cinco primeros para así evitar el posible descenso si apareciera una Tercera División para el año que viene. No lo han conseguido por lo que el equipo se muestra contrariado por la marcha de la temporada.

En su opinión, el equipo ha luchado hasta el final aunque la suerte no les ha acompañado. La falta de recursos ha provocado que hubiera que realizar verdaderos puzles para completar no ya la convocatoria sino a los once de campo. En muchas ocasiones, el portero ha tenido que ser un jugador con todo lo que eso conlleva.

Por lo anterior, el Jai Alai ya piensa en apuntalar el equipo para el año que viene. Siendo jugadores de primer año, todos pasarán al equipo A que todavía no tiene claro en qué división estará. En la actualidad el equipo ha descendido aunque un ascenso del Navega permitiría que se quedara en Primera División, algo más dura que la Segunda. Es por ello que, pase lo que pase, el equipo no se puede permitir un año donde la suerte, mala en este caso, pueda hacer mella de nuevo.

La meta, pues, de este equipo es mejorar los recursos para que los equipos contrarios tengan respeto por ir a jugar al Rosa Colorado. Será complicado dada la profesionalidad a la que se le ha dotado al fútbol base en los últimos años con equipos verdaderamente ?grandes? con varios conjuntos en categorías regionales.

Para este cercano futuro, el equipo espera poder disfrutar, como mínimo, de campos como en los que ha disputados sus partidos este año. Cierto es que no tener una casa propiamente dicha no ayuda a la mejora del equipo aunque el Jai Alai ha tenido suerte en esta temporada. El Rosa Colorado ha sido su casa durante casi todos los partidos y solo en ocasiones esporádicas han tenido que desplazarse a otros como Los Cuernos. Lazarillo, otras veces un problema, no se ha pisado durante este año.

La plantilla está formada por Álex (portero); Luis, Iván, Víctor, Ángel, Álex Calderero, Ramy y Guille (defensas); Jesús, Rodri, Mateo, Manu, Raúl y Pedro (centrocampistas); Felipe, Luis González, Jorge y Nico (delanteros); José, Agustín y José Luis (entrenadores).

 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído