Las acciones a balón parado y las llegadas por banda fueron lo que esencialmente trabajó este miércoles por la mañana el nuevo Salamanca, que se ejercitó por última vez en el Neme, antes de comenzar a hacerlo en las pistas anexas al estadio Helmántico.

El argentino, que incluso participó en el ejercicio colgando balones, colocaba en cada acción tres rematadores y tres defensas, fortaleciendo así el juego aéreo. La sesión duró alrededor de una hora y en la misma el principal ausente fue el cancerbero Sergio Garabato, que por órdenes de los servicios médicos no se ejercitó debido a sus molestias en el hombro.

Además, los futbolistas de la Fundación UDS estuvieron al margen realizando un entrenamiento regenerativo.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído