El Real Salamanca Monterrey sigue tirando de garra y coraje hasta final de campaña pese a estar descendido desde hace unas fechas. El equipo charro sumó este domingo un nuevo triunfo, al derrotar en casa al Mojados por 2-0, en un envite donde el estado del campo fue el principal protagonista, un terreno de juego embarrado al que se adaptó mejor el conjunto de San José.

Los amarillos se adelantaban muy pronto, a los cinco minutos con gol de Canario, lo que permitía encauzar un partido difícil de jugar, con mucha lucha en el centro del campo y con mucho balón largo.

Sólo en los compases finales de encuentro se vio a los visitantes achuchar realmente a los salmantinos, pero David Grande no desaprovechó un penalti en el minuto 85 para finiquitar el encuentro y dejar los tres puntos en el casillero del Monterrey.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído