El Club Deportivo Navega pagó cara su relajación sabatina ante el Villaralbo B y no pudo lograr la que hubiera sido una importante victoria. El bloque de Garrido no estuvo tan bien como en jornadas anteriores y pecó de precipitación, nerviosismo y poca llegada.

De ello se aprovecharon los zamoranos, que ganaron en confianza y llegaron a ponerse por delante en el marcador. Una falta botada sin demasiado peligro se colaba en el minuto 22 en la portería charra al no interponerse nadie en la trayectoria del balón. Por fortuna, el camino hacia la igualada fue corto para los de Luismi Pérez, que en el 32 situaban el 1-1 por mediación de Sergio.

La presión del choque fue pudiendo a los salmantinos y pese a que intentaron buscar la remontada en el segundo acto, el empate campeó finalmente en el tanteador.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído