El primer conjunto del CB Tormes sigue intratable en casa; después de vencer a los dos primeros clasificados, el colista Goierri visitaba Würzburg para jugarse una de sus últimas opciones de seguir un año más en EBA, por lo que la presa no era fácil, ni mucho menos. Pero los salmantinos también sabían lo que se jugaban y se mostraron muy serios en todas las facetas, sabiendo controlar sus malos momentos para dar un paso de gigante y quién sabe si luchar por cotas más altas.

Los de Isidro Álvarez comenzaron nerviosos el partido frente al colista con muchas imprecisiones que le llevaron a encajar un parcial de 0-7 en los primeros dos minutos de juego ante un rival que se jugaba la vida, igual que los salmantinos, que podían dejar la permanencia casi sellada.

Miguel rompió la tendencia negativa con un triple y Simon y Cruz a la carrera, como les gusta a los salmantinos, pusieron el marcador 7-9 en el minuto 4 de partido, para ponerse por delante (11-9) demostrando que eran mejor equipo que los vascos, pese a cometer errores atrás. El primer cuarto terminó con ventaja para los visitantes (13-15) y con un ‘gorro’ espectacular de Mbaye.

El segundo cuarto se inició con dos triples de Miguel y una canasta tras rebote ofensivo de Pedro de la Calle para marcharse los salmantinos en el marcador (21-15, minuto 12) y ofreciendo una buena versión, conscientes de la importancia de este choque, poniendo además, un 8-0 de salida con otra canasta a en contraataque de un activo Pedro (23-15).

Los charros seguían martilleando el aro rival desde fuera y robando pelotas para correr, como más le gusta a los de Isidro Álvarez para poner el marcador 28-15 en el minuto 14 de partido. Todo salía a pedir de boca.

Pedro de la Calle seguía con mucha confianza y sin fallo en el tiro (12 puntos) dando muestras de todo lo que puede dar en un equipo que se había soltado la melena en ataque en el segundo cuarto (36-20, minuto 16) continuando con su línea de crecimiento.

Pero el colista le endosó un parcial de 0-8 a los salmantinos que se encargó de romper Simon con tres más desde el 6,75 y Arturo con una canasta a la contra para dejar el marcador 43-35 al finalizar el segundo cuarto, en unos diez minutos primorosos en ataque de los de Álvarez.

El conjunto de Salamanca salió con el mismo propósito en la segunda parte, consciente también de lo que se jugaba el rival, que apretaba para seguir vivo en la categoría. Dos triples de Miguel y Arturo pusieron de nuevo once arriba a los localeos (53-42, minuto 25).

El partido contaba con altibajos por parte de ambos equipos, lo que provocaba estirar y encoger la goma del marcador. En una de esas, los vascos se pusieron a cuatro puntos (53-49, min. 28), pero dos jugadas certeras de Cruz y una de Alonso devolvieron los 12 al marcador; no había tregua.

El tercer cuarto con concluyó con un favorable 62-53 que dejaba aún abierto el partido para el último periodo. Precisamente en los últimos diez minutos del choque ocurrió lo mismo que en el resto, con una diferencia que se movía entre los 11 y los cinco puntos, y que marcaba un 70-60 a falta de tres minutos, pero que se disparó hasta los trece en el minuto 38 para terminar con un abultado y merecido 78-63, certificar la quinta victoria de la temporada y dar un salto casi definitivo hacia la permanencia. Ahora, a seguir disfrutando…

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído