El tiempo pasa y nadie mueve ficha para que la Unión Deportiva Salamanca afronte la próxima temporada en Segunda B con unas garantías deportivas de poder competir. Por eso, los administradores quieren que la última opción de la UDS sea empezar con un presupuesto austero, aunque se garantice el poder aguantar hasta el final de la temporada.

Así, se están dilatando los plazos para la ampliación de capital, aguantando unos días más antes de dar los primeros pasos en la planificación del equipo de la próxima temporada. Pero los inversores no llegan y hay preocupación en el consejo y los administradores concursales, que ven cómo pasan los días y es una fecha más en el calendario a tachar sin que se produzcan avances. 

Cabe recordar que el acuerdo que tiene Juan José Pascual, tras aceptar la descapitalización del club, por el cual recuperaría parte del dinero en este proceso de ampliación, está tirando hacia atrás a nuevos accionistas que estaban dispuestos a meter dinero en las arcas de la UDS. Aún así, está previsto que este jueves se inicie el proceso de ampliación de capital para remitir toda la documentación de cara a planificar ya la nueva temporada, a expensas de una reunión entre consejo y administradores el viernes.

 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído