Adoptar un animal requiere responsabilidad

Los animales no son juguetes, son seres vivos con unas necesidades que sustentar

 Adoptar un animal requiere responsabilidad
Adoptar un animal requiere responsabilidad

Desde Siempre Fiel queremos destacar la importancia de una adopción responsable. Adoptar a un animal es el acto más generoso que existe pero, al mismo tiempo, es una responsabilidad ya que ese ser vivo dependerá de ti el resto de su vida.

Son muchos los perros que recogemos a lo largo del año: abandonados, con heridas físicas y psicológicas, desnutridos y la mayor parte, muertos de miedo.

Y, desgraciadamente, son otros tantos los que nos devuelven. Los 'motivos' son variados: el perro se porta mal, no es sociable, tiene mucho miedo, se me escapa, no tengo tiempo para él... etc.

Parece que "devolviendo" el perro a la protectora no es abandono, pero no te equivoques. SÍ LO ES. Estás dejando a un animal que ya tenía sus costumbres aprendidas, ya tenía su familia, su casa, su seguridad. Le estás quitando su vida.

Somos conscientes de que nadie sabe lo que pasará en nuestras vidas en 5, 10, 15 años pero por favor, si no estás dispuesto a compartir tu vida durante esos años, a hacerte responsable del animal, no adoptes. Hay muchas otras alternativas para ayudarlos: acogerlos durante un tiempo (y esta vez sí, el tiempo que elijas puesto que la protectora sigue velando por él y por encontrarle una familia definitiva), amadrinarlos, haciéndote socio, teaming o siendo voluntario.

Un animal conlleva muchas cosas, entre ellos, gastos. Si no estás dispuesto a pagar una tasa por adopción, no adoptes.

Cuando adoptas un animal tienes que ser consciente de que ese animal necesitará alimento, juguetes, una cama donde dormir, correa y collar o arnés, pero sobre todo, visitas periódicas al veterinario: vacunas, desparasitaciones, chequeos periódicos y a todo ello hay que sumarle cualquier urgencia que pueda surgir: un accidente, una caída, la picadura de una abeja... Etc. Y tiempo. Tiempo para sacarlo a pasear, para que socialice, para educarlo.

Si has valorado todas estas cuestiones y quieres adoptar siendo consciente de lo que ello supone, hay muchísimos animales que necesitan una casita.

Desde aquí también queremos agradecer a los adoptantes de nuestros perritos; somos conscientes de la suerte que tienen los peludos al haberos encontrado.

A las acogidas: sois un paso fundamental. Gracias a vosotros el perrito se adapta a una casa, aprende una serie de normas y costumbres y está totalmente preparado para encontrar una familia definitiva.

A los voluntarios: por ir al refugio a atender las necesidades de los perritos, a cuidarlos y darles mucho cariño. Y organizar toda clase de eventos para conseguir que tengan una vida mejor.

Y a todos los socios, teamers, madrinas y padrinos y gente que colabora o ha colaborado alguna vez: gracias a todos por estar siempre ahí, por ayudarnos con lo que podéis. Os aseguramos que para nosotros es un mundo.

En definitiva, gracias por ayudarnos a seguir salvando vidas. Nuestra labor sigue en marcha gracias a vuestra generosidad y ganas de ayudar. Para que el mundo sea un poco mejor solo hace falta gente dispuesta a trabajar y luchar por ello. Gracias.

 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído