El frío se ha apoderado de Salamanca. Tras un principio de mes muy caluroso, un tiempo casi invernal ha vuelto a inundar las calles de la ciudad charra.

La pasada noche, los termómetros bajaron de los cero grados, provocando la primera helada en la capital del Tormes. Varios fueron los coches donde se pudo ver el rastro del hielo, si bien se podía quitar fácilmente de los cristales.

Pese a todo, se espera un ligero incremento de las temperaturas a partir del lunes, aunque sin llegar a niveles de las pasadas semanas.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído