Eloy Ruiz escucha las demandas de los hosteleros salmantinos y les anima a acogerse a las ayudas del plan de choque de la Junta

El delegado territorial de la Junta de Castilla y León en Salamanca ha recibido a una representación de la Asociación de Hostelería de la provincia, quienes le han manifestado sus reivindicaciones como uno de los sectores más castigados por la pandemia desde el mes de marzo

 Reunión hosteleros
Reunión hosteleros
El delegado territorial de la Junta de Castilla y León ha expresado a Álvaro Juanes, presidente de la Asociación de Hostelería de Salamanca, su comprensión en estos momentos complicados para el sector y le ha asegurado que la Administración regional es consciente de la situación y está implicada para paliar los efectos de la crisis. Igualmente le ha recordado que la flexibilización de las medidas en la provincia a partir de este viernes, que permite abrir bares y restaurantes, y el acuerdo alcanzado ayer de cara a la Navidad son buenas noticias para la hostelería y permitirán recuperar, al menos en parte, la actividad de sus negocios.

Eloy Ruiz ha atendido las demandas del sector de la hostelería de la provincia de Salamanca y ha instado a sus representantes a acogerse a las ayudas que la Junta de Castilla y León está poniendo en marcha a través del Plan de Choque por el Empleo. Se trata de un instrumento muy ambicioso, consensuado con los responsables de las organizaciones sindicales y empresariales del Diálogo Social y que permitirá canalizar 73,7 millones de euros en concepto de ayudas para paliar las consecuencias económicas, laborales y sociales provocadas por la actual situación sanitaria.

El Plan de Choque por el Empleo, que canaliza medidas de las Consejerías de Economía y Hacienda, Cultura y Turismo y Empleo e Industria contempla más de   una veintena de programas que se destinan, principalmente, al apoyo de aquellos colectivos y sectores que han sufrido un mayor impacto económico como consecuencia del Covid-19. Entre ellos hostelería, comercio, desempleados en situación de especial vulnerabilidad, autónomos o pymes

Entre las actuaciones previstas figuran medidas de apoyo directo al empleo en el sector de la hostelería, una nueva línea de liquidez destinada a garantizar la cadena pagos de este sector, ayudas para desempleados mayores de 55 años, un complemento de apoyo a los trabajadores afectados por Ertes, ayudas para la adquisición de sistemas de protección colectiva Covid-19 por parte de autónomos y pymes. Se contemplan, también, medidas para facilitar la conciliación en los supuestos de confinamiento por la pandemia, incentivos al consumo en los sectores de comercio más perjudicados, así como financiación para que empresas y autónomos puedan invertir en formación y digitalización para mejorar su competitividad y modernización.  

Hay que recordar que este conjunto de medidas viene a reforzar, de una manera decisiva, las que ya se han puesto en marcha desde la Junta de Castilla y León, y particularmente desde la Consejería de Empleo e Industria, desde el pasado mes de abril, dentro del Plan de medidas extraordinarias para la protección a los trabajadores, a las empresas, a las familias y a las personas vulnerables con motivo de la crisis de la COVID-19

El Plan de Choque por el Empleo viene a desarrollar el punto 25 del “Pacto para la Recuperación Económica, el Empleo y la Cohesión Social” firmado el pasado 17 de junio por la mayoría de los Grupos Políticos con representación parlamentaria en las Cortes de Castilla y León. Este punto recogía el compromiso de establecer nuevas medidas de choque -que deberían negociarse en el seno del Diálogo Social- para favorecer el empleo de las personas y colectivos más afectados por la crisis COVID-19, estimular el crecimiento económico y apoyar la creación y el mantenimiento de puestos de trabajo.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído