Fridays For Future ‘boicotea’ al Black Friday frente a los comercios céntricos de Salamanca

Ataviados con carteles, los ‘zombies’ del movimiento contra el cambio climático intentaban así convencer a los compradores de frenar el consumismo

41 Comentarios

 Screen Shot 2019 11 30 at 00.49.49
Screen Shot 2019 11 30 at 00.49.49

El movimiento contra el Cambio Climático estuvo este viernes en la calle Toro frente a algunos comercios con pancartas dirigidas a concienciar a las personas. Además, realizó una marcha zombie con lemas como ‘Nuestro futuro, no está en venta’ o ‘No queremos ser, código de barras’, finalizando con una performance donde hicieron un culto a una torre de cajas con nombres de multinacionales “responsables de crear las necesidades falsas”.

Se trataba, tal y como explican en un comunicado, de un acto simbólico sobre “las consecuencias de la sobrecompra y el extractivismo sobre el planeta y cómo las costumbres de consumo son tóxicas tanto a nivel personal como a nivel ecológico”. Por este motivo, Fridays For Future Salamanca llama a la huelga de consumo no solo en el Black Friday, sino en todas las fechas similares, como la ‘Black Week’ o el ‘Ciber Monday’.

Screen Shot 2019 11 30 at 00.50.17

Aseguran que “el Black Friday es un festival de consumo desmedido en el que muchas empresas de todo tipo participan. Con los datos conocidos hoy día, estas ocasiones son una falta tanto de ética como de lógica por el incalculable perjuicio que le hacen al planeta, además enmascarando el acto como un favor a la población en forma de rebaja”.

En este sentido, el objetivo de FFF con su acción fue “dirigir un esfuerzo anticonsumista y enfatizar el valor del consumo responsable”, por lo que recomiendan comprar en negocios locales. También solicitan a la población “que piensen si realmente necesitan lo que consumen y en las consecuencias de cada una de las decisiones de compra”.

En palabras del movimiento, las grandes superficies son un gran factor de la individualización de la población y el deshilachamiento del tejido social. Por lo cual, el grupo ecologista apoya el comercio de cercanía, de temporada y ético, para así reducir enormemente la huella de carbono de cada ciudadano individual y, en muchos casos, la factura de su compra.

Destacan también la importancia de no olvidar la justicia climática ni a los principales perjudicados hoy por hoy de nuestro estilo de vida: los habitantes de países menos afortunados, que sienten en sus vidas un doble impacto. El primero, sus condiciones en muchos casos monstruosas para mantener el volumen de producción, y también el ir a ser los primeros y principales afectados por los desastres que exacerba el cambio climático.

Screen Shot 2019 11 30 at 00.52.23

Por todo esto, el movimiento llama a un boicot a las compañías y tiendas que celebren este “festival de devastación”, además de a un ejercicio de reflexión sobre nuestros hábitos más corrientes y sus posibles efectos a corto y largo plazo sobre el ecosistema. Además, pide una gran participación en el proceso de recolección de firmas para que la Emergencia Climática Europea tenga acciones ambiciosas y para que Salamanca se acerque a Madrid para la COP25, especialmente en la gran marcha del 6 de diciembre, para la cual Fridays For Future, con el apoyo de otros colectivos, llevará un autobús que está disponible al público general.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído