Moreno ensalza el liderazgo de Mañueco: “Toca el silbato y aquí estamos todos”

El presidente de la Junta de Andalucía pide movilización a las bases 'populares' para evitar “darle oxígeno” al Gobierno de Pedro Sánchez

J.M.A. / ICAL

30 Comentarios

Mañueco junto con presidente de la Junta de Andalucía y presidente del PP andaluz, Juan Manuel Moreno.
Mañueco junto con presidente de la Junta de Andalucía y presidente del PP andaluz, Juan Manuel Moreno.

El presidente de la Junta de Andalucía, Juan Manuel Moreno Bonilla, ensalzó este viernes el liderazgo del candidato del Partido Popular a revalidar la presidencia de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, entre el resto de mandatarios autonómicos `populares'. “Toca el silbato y aquí estamos todos”, reconoció, durante el primer acto público de la formación celebrado hoy en Salamanca. En este sentido, confesó haber mirado con “envidia sana” la gestión de Mañueco en Castilla y León.

Además, el mandatario andaluz aprovechó su intervención para reclamar movilización a las bases del partido Popular a fin de evitar “darle oxígeno” al Gobierno de Pedro Sánchez. Así, contrapuso el modelo del PSOE y “sus acólitos”, que definió como “lo mejor de cada cada”, entre quienes mencionó a “los comunistas, los 'podemitas', los independentistas, y los herederos de ETA. “Frente a ese modelo de improvisación permanente, aquí hay un modelo de seguridad, estabilidad y sensatez.”, apostilló.

Moreno había arrancado su discurso afirmando sentirse “en casa” por estar rodeado de “una familia muy amplia, que está por todo el país, llamada Partido Popular”. Tras tener palabras de acercamiento para el presidente de la Diputación de Salamanca, Javier Iglesias, quien le precedió en el uso de la palabra, y para el alcalde salmantino, Carlos García Carbayo, el presidente de la Junta de Andalucía centró su discurso en poner en valor la gestión del presidente castellano y leonés, Alfonso Fernández Mañueco, por el que afirmó sentir “gran estima, respeto y admiración”.

“Faltaría más que me hiciera 800 kilómetros para hablar mal de un compañero”, bromeó el andaluz entre las risas del auditorio. “No lo digo porque sea un colega, lo digo porque he tenido la suerte de compartir con él muchos momentos y he seguido toda su trayectoria de éxito”, manifestó. Así, calificó a Mañueco con diversos valores, entre los que mencionó que, desde su punto de vista, es “dialogante, equilibrado y sereno”. “Y eso son grandes virtudes en tiempos en los que gusta mucho señalar los problemas. Lo fácil es señalarlos, pero lo difícil es gestionarlos de manera ponderada, siendo el presidente de todos y no de unos pocos, como hacen los socialistas, que gobiernan para ellos solos”, matizó.

Para Moreno Bonilla, no hay duda de que Mañueco es “el mejor candidato” para Castilla y León porque, según subrayó, “cuenta con el aval de su extensa trayectoria al servicio de sus vecinos con honestidad, responsabilidad y capacidad de gestión”. Ensalzó asimismo la “madurez política” que representa el mandatario salmantino, “un político sin estridencias, que sabe lo que quiere y cómo lo quiere”. En este sentido, mostró su convencimiento de que la cita electoral irá bien para los intereses 'populares' porque “se lo merece esta tierra”.  

Críticas a Sánchez

El discurso de Moreno prosiguió por la senda de la crítica encendida del Gobierno de España, el PSOE y el socialismo, que definió como “muy malo”, especialmente en Andalucía, donde recordó caso de los eres, acusando a sus adversarios políticos de haber perdido “la honestidad” además del “dinero de los andaluces”. “Entonces, yo siempre decía que había que mirar a las comunidades autónomas donde gestiona el PP. Los números siempre cuadran, y en políticas sociales, los número uno. Ahí es que se sabe gobernar, decía yo”, recordó el mandatario andaluz.  

Por eso, reconociendo el “gran potencial” de Castilla y León con un peso industrial que “no tienen otras comunidades autónomas”, volvió a enfrentar el modelo político de Mañueco con el del Partido Socialista, única formación a la que hizo referencia. “Frente a un modelo de fragmentación, aquí hay un modelo de solidez. Frente a un modelo que baja impuestos, como ha hecho Alfonso, está el de esa ministra que yo conozco tanto, que vaya 'regalito' que hicimos desde Andalucía, que está loca por subirnos los impuestos a todos. Dice que no puede haber diferencias impositivas entre comunidades autónomas y quiere igualarnos por arriba para poder para freírnos a impuestos a los trabajadores, los autónomos y las familias”, criticó.

Importancia de la cita

Juan Manuel Moreno quiso focalizar al electorado en la importancia de acudir a votar en este cita en Castilla y León que precede a las elecciones en su propia autonomía. “No cualquiera vale para gobernar. Muchos piensan que da igual, pero ahí tenemos los ejemplos. Luego nos arrepentimos todos los días cuando llegan coaliciones de izquierdas que nos fríen a impuestos y nos impiden prosperar”, manifestó.

Por contra, el presidente andaluz recordó que la legislatura recién concluida en Castilla y León fue “de las más difíciles de su historia”, según matizó, por la irrupción de la pandemia y por la ausencia de una mayoría parlamentaria suficiente para gobernar en solitario. “Y a pesar de esta pesadilla ha habido un equipo y un presidente que ha sabido estar a la altura de las necesidades de sus  vecinos. Y eso merece el reconocimiento y el respaldo”, consideró, recordando las llamadas nocturnas que, según confesó, compartió con Mañueco durante la pandemia en las que le mostraba su preocupación por los acontecimientos.

“Tenemos que empujar a esta tierra porque en estas elecciones no solo nos jugamos el presente y el futuro. Muchas de las decisiones importantes están entre el alcalde y el presidente de la comunidad. Si pensamos en nuestros hijos y nietos, no es lo mismo la seguridad de lo que ya conocemos que fórmulas experimentales que no lleven a cuatro años de pérdida de tiempo”, reflexionó Moreno, pidiendo a los castellanos y leoneses que den “un toque” a Sánchez, “un aviso a un mal presidente que no ha entendido lo que es esta gran nación que es España, su sueños y sus anhelos”, apostilló.

En definitiva, sugirió a los afiliados de Salamanca que contribuyan a permitirle hacer una llamada a Mañueco durante la noche electoral para felicitarle por su victoria en los comicios. “Os pido que nos dejemos la piel, que no dejemos ni un voto atrás. Es el momento de llamar al vecino, al primo y al de la tienda para preguntarle que a quién va a votar. Solo nos queda una cosa: ganar, ganar y ganar”, concluyó el presidente de Andalucía ante el medio millar de simpatizantes 'populares' que abarrotó el salón escogido del Hotel Recoletos Coco de Salamanca.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído