“Pensamos en el interés general de los empresarios sin poner baches, zancadillas ni palos en las ruedas como era costumbre”

Benjamín Crespo, nuevo presidente de la Cámara de Comercio e Industria, repasa en una entrevista concedida a SALAMANCA24HORAS los objetivos más inmediatos al frente de la institución. En relación a las irregularidades denunciadas durante el mandato de Juan Antonio Martín Mesonero, asegura que si encuentra cualquier cuestión que no se ajuste a derecho, incluso que fuera constitutiva de indicio de delito, el comité tomará una decisión “alejada de los intereses particulares”. “Tenemos la obligación de poner blanco sobre negro en todos los asuntos que encontremos”, añade

0 Comentarios

 Benjamín Crespo: "Las pymes se han convertido en uno de los ejes principales de la ciudad y provincia"
Benjamín Crespo: "Las pymes se han convertido en uno de los ejes principales de la ciudad y provincia"

- Con un año de retraso, pero por fin vuelve a haber presidente en la Cámara de Comercio e Industria de Salamanca.

- Sí, por fin vuelve a haber presidente en la Cámara de Comercio.

- Este retraso se ha debido a los recursos de la patronal Confaes tras un amplio respaldo a la nueva Confederación Empresarios de Salamanca.

- Sí, realmente se ha producido debido a esta cuestión pero estamos muy contentos de que todo se haya resuelto como tenía que resolverse. Somos realmente representativos, así lo hemos demostrado tanto en las elecciones como después y simplemente lo que ha pasado es que se han puesto las cosas en su sitio.

- ¿Qué le diría quienes consideran que al final ha sido un quítate tú para ponerme yo?

- Vamos a pensar más en el futuro que en el pasado. Ha sido una circunstancia a la que ya estábamos acostumbrados, poner baches, zancadillas, palos a las ruedas… Eso sin pensar en los intereses generales de los empresarios de Salamanca, que es lo que nos tiene que mover a estar en estas instituciones.

- Ahora van a tener acceso a la documentación que durante tanto tiempo estuvieron reclamando desde la asociación de comerciantes y se les ha denegado.

- Ahora tenemos un acceso lógico y analizaremos la situación anterior. Es importante saber cómo estamos pero a día de hoy tenemos que hacer la fotografía exacta de cuál es la situación de la Cámara y cómo cogemos la Cámara. Sobre todo por la responsabilidad del equipo que hemos cogido la Cámara, tanto el comité ejecutivo como el pleno. Nuestra máxima desde el primer momento es la transparencia y es una de las claves de este mandato.

- ¿Qué teme encontrarse en esa documentación?

- Realmente no tengo miedo a nada. Sí espero encontrarme normalidad, pero tengo mis dudas porque estamos en una situación delicada. Hay trabajadores que aún no han cobrado la extra de este mes, existen pólizas sin poder cubrir… Es como todo, no sabíamos que íbamos a llegar y qué nos íbamos a encontrar estas cuestiones y falta de liquidez. El grupo ya se ha puesto a trabajar y a pensar en positivo para sacar adelante la Cámara de Comercio. 

Tenemos muy claro que, tanto para atrás como para adelante, la transparencia tiene que ser la clave de una institución como esta. Ni somos sus propietarios ni es nuestro cortijo, somos meros representantes que estaremos circunstancialmente unos años y que nuestra obligación es defender este patrimonio tan importante que es de todos los empresarios de Salamanca.

- ¿Encargará una auditoría especial para escudriñar la gestión de Juan Antonio Martín Mesonero?

- Lo que tenemos claro es que primero vamos a trabajar a nivel interno en los asuntos que tengamos que trabajar y será el comité ejecutivo quien decida hacer una auditoría o no. Lo veremos con detenimiento.

- Si encuentra indicios de delito, ¿acudirá a los Juzgados o pasará página para empezar de cero?

- Será también una decisión del comité, que ya digo que es muy cohesionado. Si encontramos algo que no se ajusta a derecho nuestra obligación es tomar una decisión alejada de los intereses particulares porque eso ya se acabó. Lo que se decida se decidirá atendiendo a los intereses generales de los empresarios. Tenemos la obligación de poner blanco sobre negro en todos los asuntos que encontremos. 

- Una de las mayores críticas a Mesonero es que ostentaba al mismo tiempo el cargo de presidente de la patronal y de la Cámara de Comercio. Usted, además de presidente de la Cámara, lo es de la asociación de comerciantes. ¿Mantendrá este cargo o delegará ahora en otra persona?

- En principio no tengo ningún problema para seguir en los dos cargos, pero no es lo mismo. Realmente me alaga que diga eso, porque la patronal de comercio es una de las patronales más importantes de Salamanca y provincia. No obstante, en la asociación de comerciantes también hay comité ejecutivo y hay gente muy capacitada para tomar mi relevo. Así se hará en el momento que veamos oportuno, pero los cargos no son incompatibles y no es lo mismo ser el presidente de una patronal local a la vez que presidente de la Cámara a ser el presidente de la Cámara y de una patronal completa como es comercio. 

- Hablando de la asociación de comerciantes, ¿intentará que puedan confluir los intereses tras surgir Asecov al amparo de Confaes o por el contrario no hay remedio y el empresariado salmantino está abocado a esa dicotomía?

- La función más importantes de las patronales es la de negociación de los convenios colectivos. No nos olvidemos que solamente en Salamanca y provincia, en cuanto a la patronal de comercio, afecta a 8.000 trabajadores. El convenio colectivo lo puede negociar una patronal, que es Aesco. En Salamanca hay muchas asociaciones de comercio, como Asecov, pero hoy por hoy la patronal somos nosotros. Llevamos sentándonos al menos treinta años en las mesas del convenio colectivo y queremos seguir siendo el referente de una negociación colectiva que ha sido muy positiva para el sector.

- La relación también se rompió entre Cámara, Ayuntamiento de Salamanca y Diputación. Ahora hay dos caminos y proyectos diversos para iguales objetivos. ¿Volverán a converger y unificar criterios y financiación?

- Al final todo es actitud y de interés general. No podemos cerrarnos a una situación como la que había. La experiencia es un grado y en este caso más. Si realmente tenemos interés por los empresarios, si tenemos interés por los sectores que representamos, no podemos vivir de espaldas a ninguna administración como Ayuntamiento, Diputación o Junta. Sería el peor favor que se le podría hacer a los empresarios de Salamanca. Desde el primer día es una de nuestras máximas, trabajar codo a codo con las administraciones por el interés general de las empresas, del empleo y de cosas importantes que no podemos dejar de lado.

- Hemos hablado del pasado, miremos hacia el presente y el futuro. ¿Cuáles serán los primeros pasos de Benjamín Crespo al frente de la Cámara de Comercio de Salamanca?

- De benjamín Crespo, pero también de su comité ejecutivo. Me gusta decirlo porque además así lo pienso. El comité ejecuto tiene que ser realmente un equipo y que Benjamín Crespo solo sea un miembro más del comité aunque sea el presidente. No obstante el primer paso es abrir la Cámara y levantar alfombras, es decir, transparencia total para el comité, el pleno y los empresarios.  Eso se logra con intencionalidad y esfuerzo teniendo la clara idea de que tenemos que tener claro que la Cámara no es nuestra y sí de todos los empresarios. De ahí en adelante hay muchos más proyectos que estamos trabajando en el Comité. Va a ser una Cámara que se va a plantear sus objetivos y vamos a hacer un seguimiento de los mismos. Esperamos cumplir en estos cuatro años de mandato un porcentaje alto de los mismos.

- ¿Puede poner algún ejemplo de esos objetivos?

- Por ejemplo, la relación con el mundo taurino. Creo que es una de las principales fuentes económicas de Salamanca y provincia y por eso debemos de ser una punta de lanza a nivel nacional como Cámara de Comercio apoyando a un sector clave para la economía de esta provincia.

- Habrá quienes quizás piensen para qué sirve una Cámara de Comercio. ¿Cuál es su labor diaria y sus beneficios para la sociedad salmantina?

- Por desgracia incluso muchos empresarios piensan eso y soy el primero que soy crítico con ello. Es una de nuestras primeras labores, empezar a comunicar que la Cámara sirve para algo. Es una entidad de derecho público donde están todas las empresas de Salamanca y no nos olvidemos que una de las cuestiones muy importantes y que tiene delegada la Cámara es la del comercio exterior y que hay que seguir potenciando.

- Con la nueva normativa del Gobierno, la capacidad de gestión de las Cámaras de Comercio quedó limitada. Ahora que hay un nuevo ejecutivo sin mayoría absoluta, y por tanto dispuesto a reformar imposiciones anteriores, ¿qué reclama Benjamín Crespo?

- Evidentemente las Cámaras de Comercio han dado un vuelco en este sentido. En el tema de la cuota de las Cámaras va a ser muy difícil que se retroceda pero sí reclamo que esa gestión que hacemos, y esa delegación de gestión que tenemos como entidad de derecho público, de una manera u otra tiene que repercutir en los presupuestos para las Cámaras. Las Cámaras no se pueden mantener del aire y en concreto esta Cámara está en un enclave importante y mantener todo esto necesita un apoyo.

- Otro de tus objetivos es volver a convertir en un referente a la Cámara de Comercio. ¿Cómo tiene pensado lograrlo?

- El primer paso que hay que dar es que los empresarios se sientan representados en la Cámara. Es muy importante que se entienda que la Cámara es de los empresarios y por eso es necesario abrir sus puertas.

- La Cámara tiene un segundo apellido, pues también es de Industria, algo que no predomina precisamente en Salamanca y que supone un lastre para su tejido productivo, su economía y por tanto su empleo y el futuro a medio y largo plazo. ¿Cómo dar la vuelta a la tortilla?

- Ahora mismo sí que tenemos una industria muy importante, que es la industria del Español. No somos una ciudad industrial, pues en la provincia y en la ciudad predomina el sector terciario, agrícola y ganadero. Pero la Cámara tiene que empujar, desde luego, cualquier iniciativa industrial. En ese sentido vamos a intentar atraer proyectos industriales para Salamanca pero el Español está ahí y tenemos que ser realmente una ciudad referente en la enseñanza del Español. Todavía más.

- Entonces, ¿cuál debe ser el modelo productivo de Salamanca?

- Evidentemente nosotros somos una ciudad en la que el turismo es fundamental. Creo que se están haciendo buenos planes de promoción turística de Salamanca, sobre todo en Madrid y eso me llama la atención y lo veo muy positivo. Tenemos que seguir trabajando atrayendo un turismo cultural, extranjero, de terceros países que nos invite a trabajar, y es importante, por el turismo cultural.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído