Unicaja aventura un crecimiento económico para Salamanca de tres puntos porcentuales tras hacerlo un 3,5% en el segundo trimestre

Han presentado su último informe 'Previsiones económicas de Castilla y León', donde refleja un comportamiento favorable del mercado laboral y una trayectoria positiva de la demanda interna y de la actividad turística

 Unicaja
Unicaja

Unicaja Banco ha presentado el último número de su informe 'Previsiones económicas de Castilla y León' correspondiente al segundo trimestre, en el que refleja que la provincia de Salamanca ha registrado un crecimiento interanual de la actividad económica del 3,5%. 

Este aumento ha sido algo más intenso que el registrado en el trimestre anterior, observándose un comportamiento favorable del mercado laboral y una trayectoria positiva de la demanda interna y de la actividad turística, según comentan en el informe. 

Por ello, las previsiones de crecimiento económico para la provincia lo han situado en el 3%, en consonancia con el PIB para Castilla y León. 

En su análisis reflejan que el número de ocupados se ha incrementado un 5,1% en el segundo trimestre, muy por encima de Castilla y León, lo que representa 6.500 empleados más que en el mismo periodo de 2017. El aumento de la ocupación ha sido generalizado, creciendo de forma especialmente intensa en la construcción (35,7%) y en la agricultura (27,7%). 

El sector turístico, además, ha dado muestras de un comportamiento favorable en los siete primeros meses del año, tras experimentar un repunte interanual de la demanda (0,6% en viajeros y 2,7% en pernoctaciones), frente al descenso en el conjunto de la región (-1,5% y -1,9%, respectivamente). 

La demanda extranjera ha experimentado un avance interanual más acusado en viajeros (1,3%) y en pernoctaciones (4,8%), aunque la demanda nacional también se ha incrementado en este periodo (0,2% y 1,9%, respectivamente). La oferta hotelera corrobora el repunte del sector turístico, registrándose un incremento de los establecimientos hoteleros (2,9%), de las plazas hoteleras (3,1%) y, especialmente, del personal ocupado (4,5%). 

Por otro lado, la evolución del turismo rural continúa siendo muy positiva, incrementándose con intensidad los viajeros alojados en estos establecimientos (16,8%) y las pernoctaciones (12,2%), muy por encima del aumento observado en Castilla y León (4,6% y 3,4%, respectivamente). 

Por otra parte, la demanda ha mostrado cierto impulso en la provincia salmantina entre enero y agosto, incrementándose la matriculación de turismos un 16,6% con relación al mismo periodo del año anterior, mientras que la de vehículos de carga, referente de la actividad empresarial, lo ha hecho un 16,0%, creciendo en ambos casos por encima del avance regional (11,1% y 13,7%, respectivamente). 

En cambio, la demanda exterior ha experimentado una trayectoria dispar entre enero y junio, ya que si bien las exportaciones se han incrementado con intensidad en términos de cantidades, aumentando un 63,3% con relación al mismo periodo del año anterior, el mayor avance de la región (8,8%), el valor monetario de las mismas se ha reducido un 11,4% en este periodo, como consecuencia del menor importe de las ventas al exterior de bienes de equipo (-84,9%), caída que, al menos en parte, se ha compensado con el avance en las exportaciones de semimanufacturas (56,0%) y alimentos (13,7%). 

En el ámbito empresarial, en la provincia de Salamanca se crearon 230 sociedades entre enero y julio, lo que supone un descenso del 11,5% en términos interanuales, contracción que también ha podido apreciarse en la menor capitalización de las mismas (-38,0%). No obstante, las sociedades disueltas se han reducido un 13,3% respecto a los siete primeros meses de 2017, descenso que ha sido más intenso que el observado para el ámbito regional (-2,5%). 

Respecto al sector inmobiliario, en el periodo enero-julio se han contabilizado 1.537 compraventas de viviendas en la provincia de Salamanca, lo que representa un aumento del 4,7% en términos interanuales (8,9% en Castilla y León), debido a la mejor evolución que ha experimentado el segmento de vivienda usada (10,5%), dado que el de vivienda nueva ha disminuido de forma acusada (-25,3%). 

El repunte de la actividad inmobiliaria no se ha traducido en un impulso de las hipotecas destinadas a la compra de una vivienda, ya que el número de estas operaciones se ha reducido entre enero y junio un 0,4%, con relación al mismo periodo del año anterior, mientras que el importe de las mismas ha disminuido un 0,9%. En cuanto a la inversión pública, la licitación oficial destinada a la provincia salmantina se ha reducido un 28,7% en el primer semestre del año, en términos interanuales, debido al menor importe de la inversión en obra civil (-49,6%), ya que el

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído