Ventajas y desventajas de la diálisis nocturna

SALAMANCA24HORAS conversa con dos personas con enfermedad renal que han pasado por este turno.

 Miriam Sánchez y Juan Carlos Sánchez
Miriam Sánchez y Juan Carlos Sánchez

La posibilidad de compatibilizar la diálisis con otras tareas diarias y estar más o menos acompañado es lo que lleva a los pacientes a elegir el servicio nocturno o a preferir integrarse en el de mañana o tarde.

“El turno de noche es bueno para el que estudia o trabaja. Pasé por él cuando estudiaba y lo entendí como una ventaja porque podía realizar las dos cosas”, revela a SALAMANCA24HORAS Miriam Sánchez, que también ha recibido tratamiento en el turno de mañana. “Me adapté a los dos, pero tuve que incorporarme al de la mañana porque el de la noche había desaparecido cuando tuve que volver a dializarme”, añade.

“Varias personas con enfermedad renal hablamos con la anterior gerente del Complejo Asistencial Universitario de Salamanca para que el turno de noche regresara, ya que la demanda era alta. Sin embargo, yo, que la primera vez que me dialicé fue en ese horario nocturno, prefiero otro porque hay más gente, puedes hablar de diversos asuntos y te sientes más acompañado. A mí me gusta estar entretenido durante la sesión, aunque entiendo que hay otros pacientes que quieran guardar silencio durante la noche”, reconoce Juan Carlos Sánchez a SALAMANCA24HORAS.

Para que los pacientes tengan opciones de relajarse durante cada sesión, la sala de diálisis cuenta con televisión y conexión a Internet, lo que permite crear un espacio de ocio mientras se recibe el tratamiento.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído