Alba de Tormes flexibiliza la protección del Conjunto Histórico que ahora permitirá actuaciones como cierre de balcones e instalación de toldos

La nueva regulación urbanística, que ha sido recogida en el BOCyL y en la web municipal de Alba de Tormes, otorga mayor libertad a los vecinos con inmuebles en las zonas que rebajan la especial protección vinculada a la declaración como Conjunto Histórico ya que las mayores restricciones se concentran ahora en un espacio más reducido y mejor delimitado 

 Alba de Tormes
Alba de Tormes

El Ayuntamiento de Alba de Tormes ha flexibilizado la protección del Conjunto Histórico, una iniciativa que ha recibido el respaldo del Pleno de la Corporación municipal y que se extiende en diferentes modificaciones urbanísticas que acaban de ser aprobadas, en diferentes acuerdos, por la Comisión Territorial de Medio Ambiente y Urbanismo de Salamanca de la Junta de Castilla y León. 

El alcalde de Alba de Tormes, Jesús Blázquez, explica que las nuevas normas urbanísticas permitirán delimitar "de una forma más racional" la especial protección vinculada con el Conjunto Histórico, de manera que se ha reducido "significativamente" la extensión del área con mayores restricciones, que seguirá protegiendo los entornos de los monumentos catalogados como Bien de Interés Cultural, pero liberando a otras zonas del término municipal que tienen muy poco, o nada, que ver con la peculiar categoría urbanística. 

"Las restricciones urbanísticas afectaban antes a todo el pueblo, catalogado con protección, incluso llegando a la carretera de Peñaranda que no hay nada", asegura el regidor, que recalca, de este modo, que la nueva regulación urbanística, que ha sido recogida en el BOCyL y en la web municipal de Alba de Tormes, otorga "mayor libertad" a los vecinos con inmuebles en las zonas que rebajan la especial protección vinculada a la declaración como Conjunto Histórico, que ahora "se limita al entorno de lo que son los entornos BIC". 

Entre otras actuaciones, la mayor flexibilidad permitirá a los vecinos realizar intervenciones que ahora no podían realizar en sus propiedades con motivo de la protección tan "exhaustiva", como la instalación de toldos y persianas, cerrar balcones y, entre otras, instalaciones relacionadas con las canalizaciones de agua. También podrán, a partir de ahora, utilizar una paleta de colores más amplia que la que se permite utilizar en las fachadas con mayor protección urbanística. 

El alcalde de Alba de Tormes, Jesús Blázquez, recalca que la mayor libertad para los vecinos no implicará una menor protección del casco histórico, los monumentos y los Bienes de Interés Cultural, que el Ayuntamiento seguirá preservando, aunque, reitera, con una nueva regulación urbanística "más racional".  

Además de la información recogida en la publicación del BOCyL y en la web del Ayuntamiento de Alba de Tormes, el regidor subraya que los vecinos que puedan tener dudas generales sobre el nuevo marco regulador, o específicas, en relación a proyectos que tengan previsto realizar en sus respectivas propiedades, pueden solicitar información en el Ayuntamiento e, incluso, mantener un encuentro con el arquitecto.  

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído