​El alcalde de Terradillos saca pecho de su gestión y pone el ejemplo de lo que Izquierda Unida puede hacer al frente de las instituciones

Además, Alejandro Álvarez ha criticado al equipo de Gobierno previo, del Partido Popular, por una gestión que dejó casi 2,5 millones de euros de deuda y que se ha reducido ya en cerca de un millón en esta legislatura, según ha comentado

 Alejandro García y Miguel Rodero
Alejandro García y Miguel Rodero

El coordinador provincial de Izquierda Unida en Salamanca, Miguel Rodero, junto al alcalde de Terradillos, Alejandro Álvarez, han comparecido en la mañana de este jueves en la sede del partido para “defender la presencia de IU en las instituciones no sólo como fuerza de oposición” sino también al frente de las instituciones, como ocurre en dicho municipio, en Ciudad Rodrigo o en Miranda de Azán, como ha explicado el coordinador provincial.

De hecho, el coordinador provincial ha destacado que precisamente Terradillos es “el ejemplo abismal” de que Izquierda Unida “es una fuerza que trata de cambiar todo”. Así, en el municipio charro, tras una “legislatura complicada” con el equipo de Gobierno del PP se ha conseguido, con Alejandro Álvarez al frente, “reducir un millón de euros la deuda pública y aumentar los servicios del municipio”, aseverando que “tiene que llegar un gobierno de IU para demostrar cómo se puede gestionar un municipio”.

El propio alcalde lo primero que ha querido hacer es defenderse de las críticas que recibió este verano por el Partido Popular, explicando que las imágenes remitidas a los medios eran “kafkianas” ya que “fotografiaban los depósitos de lugares orgánicos justo antes de que venga el camión de la basura”, una imagen “habitual que se repite todos los años”.

Además, respecto al problema de personal de mantenimiento, Alejandro Álvarez detalló que han debido acometer varias reformas estructurales en el pueblo, por lo que “no hemos podido disponer de todo el personal que hubiéramos querido”, ya que han destinado parte del dinero recibido de la Diputación a la contratación de personal para las obras de la piscina.

Todo ello “sin recurrir a voluntarios, como sí hizo el PP en su día”, continúo el alcalde, quien también aseguró que ellos no tienen “graves problemas para pagar a los trabajadores, que llegaron a estar tres meses sin cobrar”, algo que sí ocurrió con el anterior equipo de gobierno, explicó el primer edil.

Tres grandes obras estructurales acometidas y descubierta una ‘red fantasma’ de agua que reducirá el gasto en un 40%

Alejandro Álvarez explicó que, durante esta legislatura, se han acometido tres grandes reformas estructurales en Terradillos que “estaban muy necesitados de financiación y obras”: las tuberías generales, la piscina y los pavimentos.

Precisamente, respecto a las tuberías, el alcalde explicó que se ha desactivado una “red fantasma” en la urbanización de Los Cisnes y que conllevará un ahorro del 40% del agua y que, además, supondrán un ahorro energético al pasar las bombas de agua del depósito de Machacón de 22 a 14 horas de funcionamiento. Unas obras que han supuesto una inversión de 130.000 euros “y que la población ha agradecido”.

Respecto a las piscinas, eran unas reformas “que se necesitaban”, ya que las instalaciones tienen más de 30 años y que, debido a la falta de mantenimiento que tenían, ha elevado el coste a más de 210.000 euros y que no han finalizado, puesto que el año que viene se deberán tirar las gradas y adecuar la entrada para personas con discapacidad, siendo la inversión final superior a medio millón de euros.

Lo mismo pasa con los pavimentos, que gracias a los planes provinciales, unidos a los del Consistorio, superarán una inversión de 130.000 euros y que asfaltarán por primera vez el centro del municipio.

Reducción de la deuda en un millón de euros y un gran aumento de las políticas sociales

El alcalde de Terradillos también puso en valor uno de los aspectos más importantes de su política, el aumento de las ayudes sociales, realizando “importantes esfuerzos” hasta multiplicar “las pocas ayudas” que había por 9, si bien “el objetivo es que el siguiente presupuesto doble el esfuerzo”.

Las principales subvenciones se han dado en áreas como la educación, dando una beca directa al colegio (“una fórmula un tanto novedosa para cubrir el gasto del material infantil”) y dando una pequeña ayuda a los que acuden a la guardería, “cubriendo el tramo de 0 a 6 años”, además de, entre otras muchas políticas, fijar la población con “una ayuda a la natalidad o mal llamado ‘cheque bebé’”.

Además, la deuda pública, que alcanzó en 2015 “más de 2,4 millones de euros, ahora se sitúa en 1,4 millones de euros, una rebaja de cerca de un millón”, recordó el primer edil, quien aseguró que “el objetivo es que se rebaje algo más, cerca de 300.000 euros, al final de la legislatura”.

A ello hay que unir que “se ha estabilizado el pago a los proveedores, pasando de unos 35 meses a 25 o 30 días, y los salarios se abonan al día y las pagas extras varios días antes y no como en la legislatura anterior, cuando se llevaban tres meses de retraso”.

Alejandro Álvarez también destacó el superávit con el que han cerrado las cuentas en el último año (377.000 euros, en comparación con los 25.000 euros negativos que hubo en 2015) y la campaña de eficiencia energética que han desarrollado, instalando varios LEDs y un punto de recarga de coches eléctricos, lo que les ha valido para ser pioneros.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído