El Ayuntamiento de Béjar repondrá la cruz de los caídos del monumento situado en El Murallón, una vez finalicen las obras que allí se realizan pese a la petición por parte del PSOE y la Asociación ‘Memoria y Justicia’ para que no fuera restituida en virtud de la Ley de Memoria Histórica.

 

Desde el Consistorio aclaran que el monumento es “un recuerdo a todos los bejaranos que murieron por causas de la Guerra”. Por tanto, añaden, “se debe ubicar donde la colocaron sin querer abrir nuevos debates y polémicas estériles como pretende el PSOE bejarano”.

 

A juicio del equipo de Gobierno bejarano, la cruz en un símbolo universal “totalmente integrado desde la antigüedad” por lo que pedir su retirada supone “incendiar con polémicas que no llevan a ningún sitio”. Además, entienden que la reclamación de la Agrupación Socialista Bejarana “parece obedecer a la animadversión que, desde ciertos sectores de la izquierda, se profesa a cualquier símbolo, entre ellos la cruz, relativo a la religión católica mayoritaria en nuestro país”.
 
 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído