Cantalapiedra, protagonista por un caso de banda organizada de robo con fuerza en el nuevo capítulo ‘Guardianes del Patrimonio’, la serie documental de La 2

En este nuevo capítulo, que se emitirá este mismo sábado, 26 de junio, se aborda la Operación Imaginibus de la Guardia Civil, donde se investiga el asalto con violencia en Cantalapiedra, lugar donde desaparecieron cinco obras de Isabel Guerra, más conocida como “la monja pintora”

0 Comentarios

Programa Guardianes del Patrimonio
Programa Guardianes del Patrimonio

La 2 de TVE emite semanalmente, a las 18:50, la segunda temporada de 'Guardianes del Patrimonio'. Durante 13 semanas, este espacio televisivo encabezado por el detective privado Jorge Colomar, quien, de la mano de los grupos de Patrimonio de la Guardia Civil y la Policía Nacional, estudia los delitos de arte y patrimonio más destacados de la historia de nuestro país. Asaltos a museos internacionales, estafas multimillonarias, robos imposibles, expolios milenarios, asesinos y ladrones de guante blanco.

Este sábado, 26 de junio, 'Guardianes del Patrimonio' aborda la Operación Imaginibus de la Guardia Civil, donde se investigó el asalto con violencia en Cantalapiedra, un pequeño pueblo de Salamanca, donde desaparecieron cinco obras de Isabel Guerra, “la monja pintora”, una de las máximas exponentes del arte religioso contemporáneo. En él habrá escuchas telefónicas, controles de geolocalización, y seguimientos directos que llevarán a atrapar a un grupo criminal que guarda bajo llave en algún punto de España las obras robadas.

El detective Jorge Colomar acompaña a la Guardia Civil de Salamanca en una investigación tras la pista de una banda organizada de robo con fuerza que usa complicadas medidas de contravigilancia para hacerse con cualquier obra de arte.

Obra robada de Isabel Guerra, programa Guardianes del Patrimonio
Obra robada de Isabel Guerra, programa Guardianes del Patrimonio

España es uno de los países del mundo con mayor legado cultural. Desde hace milenios, artistas y mecenas siguen dejando para nuestro disfrute millones de obras de arte de un valor incalculable. Un tesoro del que sentirse orgulloso, pero también un reclamo para expoliadores y ladrones de arte.

Por este motivo, el detective Jorge Colomar revela que “la discreción es una herramienta que se presupone en un detective privado. De una simple conversación se puede obtener mucha información. Lo más importante no es saber qué y a quién preguntar. Es mucho más interesante cuándo y cómo. Por eso hay cosas que salen a la luz cuando no hay un uniforme delante”.

Cabe destacar que cada año se producen en nuestro país más de 200 robos de obras de arte y tan solo el 15% se recuperan. Alguno de ellos gracias a la serie 'Guardianes del Patrimonio'.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído