El Ayuntamiento de Santa Marta de Tormes está estudiando los posibles usos que se pueden dar a la antigua depuradora de aguas de la localidad, ubicada junto al río frente a la urbanización Signo XXV. Una instalación en desuso que se ha quedado obsoleta pero que el equipo de gobierno quiere recuperar, tal y como aseguró ayer en el pleno municipal el alcalde David Mingo. “La instalación está en buenas condiciones, con muros de hormigón y estamos estudiando las posibilidades que tiene para no tener que derribarlo”, respondió el alcalde ante una pregunta de la edil Pedro González.

La depuradora antigua está ubicada en medio del nuevo paseo fluvial que se ha creado en la localidad y son muchos los vecinos que se preguntan qué va a hacer el Ayuntamiento con este espacio, ya que interrumpe una zona de paseo y ocio. Hace años que dejó de utilizarse y, aunque el Ayuntamiento ha realizado mantenimientos para que se conserve en buen estado, es un espacio que no tiene ninguna utilidad. Lo que está claro es que el equipo de Gobierno de Santa Marta quiere aprovechar este espacio para algún tipo de uso medioambiental, cultural, turístico o incluso de servicios.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído