La Comisión Territorial pierde competencias sobre la planificación urbanística del alfoz

 La Comisión Territorial pierde competencias sobre la planificación urbanística del alfoz
La Comisión Territorial pierde competencias sobre la planificación urbanística del alfoz

 La Junta de Castilla y León dejará en manos de un nuevo órgano autonómico de ordenación del territorio la aprobación definitiva de los instrumentos de planeamiento urbanístico de los municipios de tamaño intermedio de los alfoces. Por tanto, este ente colegiado, que aunará competencias en urbanismo y medio ambiente, tendrá la última palabra en el desarrollo de los ayuntamientos que limiten con las capitales de provincia y tengan una población comprendida entre los 5.000 y los 20.000 habitantes.

El Ejecutivo autonómico creará este órgano mediante un decreto, que será aprobado este año y que obligará a que esté operativo en un plazo máximo de tres meses. Además, fusionará las comisiones de Prevención Ambiental y Urbanismo y Ordenación del Territorio. De esta forma, el departamento de Antonio Silván da un paso más en su estrategia de impulsar la “coordinación administrativa” para facilitar el avance de proyectos y de integrar los centros directivos de las antiguas consejerías de Fomento y Medio Ambiente.

Para ello, se reformará el reglamento de Urbanismo (2004), lo que permitirá al nuevo Consejo de Medio Ambiente, Urbanismo y Ordenación del Territorio asumir la dirección de los planes urbanísticos de las áreas metropolitanas, cuyo desarrollo incide directamente en las ciudades a las que rodean, más que en el resto de la provincia. Ésta es la razón esgrimida por la Junta para que las comisiones territoriales, que dependerán del Consejo, sólo aprueben los planeamientos en los municipios con población inferior a 5.000 habitantes o los de tamaño intermedio que no limiten con una capital de provincia.

No obstante, Fomento en su afán de evitar un crecimiento desordenado se reserva la aprobación definitiva de cualquier instrumento que genere discrepancias en el seno del consejo autonómico. En estos casos, sólo emitirá una propuesta sobre la que la Consejería adoptará una decisión final. También, la Junta pretende que este órgano colegiado, con representación de administraciones, instituciones y organizaciones sociales, actúe como árbitro entre administraciones públicas, emitiendo informes de concertación que permitan resolver situaciones de conflicto.

También, se encargará de formular propuestas sobre la autorización ambiental de actividades o instalaciones, así como sobre la necesidad de realizar una evaluación de impacto ambiental y sobre la declaración. Además, como órgano superior, orientará y homogeneizará los criterios utilizados por las nuevas comisiones territoriales de Medio Ambiente y Urbanismo.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído