Alba de Tormes vivó este martes el momento más emocionante del programa festivo en honor a Santa Teresa de Jesús. La villa se volcó con Victoria Hernández Marcos, la vecina más veterana del municipio quien, a sus 97 años de edad sigue dando lecciones de vida como demuestra el hecho de que jamás haya tenido que pasar por quirófano o que no tome ningún tratamiento a base de pastillas.

Natural de La Tala, Hernández Marcos tiene 8 hijos, 13 nietos, 7 bisnietos y una tataranieta. A su edad aún presume de disfrutar del tocino, su plato favorito, y de valerse por si misma pues no fue hasta hace pocas fechas cuando comenzó a vivir con sus familiares. Desde que se quedó viuda hace 26 años, ha vivido sola sin ningún problema.

Rodeada por los suyos, la mujer homenajeada recibió un ramo de flores y una placa en nombre del Ayuntamiento de manos de la alcaldesa, Conchi Miguélez, con la que estuvo charlando un rato y contándole detalles de su larga vida. 

 
 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído