Los alumnos de los colegios guijuelenses Miguel de Cervantes y Filiberto Villalobos disfrutaron este viernes del tradicional magosto o calbochada.

Los AMPAS de los centros se pusieron manos a la obra para que los alumnos de los centros puedan degustar un puñado de castañas asadas algo que esperaban con mucha emoción, explica Radio Guijuelo.

Cada alumno recibió un gran cucurucho con castañas. Los del Miguel de Cervantes degustaron durante el recreo un total de 40 kilos previamente preparadas por los padres y madres de los alumnos. 

Además, a lo largo la semana se han realizado diferentes actividades como la decoración de cucuruchos. La fiesta finaliza con música ya que los alumnos cantaron una canción compuesta expresamente por el profesor de música para este día.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído