Los vecinos de Las Arribes vivieron una noche más en los centros de salud. Además, afirman que una intensa niebla invadió la zona, por lo que en caso de surgir alguna urgencia las condiciones de traslado se hacen mucho más complicadas.

Sin embargo ellos continúan adelante y ni las declaraciones del consejero de Sanidad realizadas les merma los ánimos. Y es que Antonio Sáez, justificó ayer el cierre de algunas urgencias nocturnas en puntos de atención continuada de la Comunidad por motivos económicos, pero también por la mejora de la eficiencia, pues a su juicio, el ahorro de 1,5 millones de euros que se estima permite la contratación de 27 médicos especialistas y 43 enfermeras en centros de salud. “Tenemos que estudiar a qué destinamos cada euro que gastamos, por lo que es una cuestión de identificar las deficiencias”, sostuvo.

Así lo explicó ayer tras presidir el Consejo Regional de Salud con la presencia de todo el sector, además de representantes municipales, sindicatos y expertos, y donde remarcó que para desarrollar esta reordenación, que ha desatado la polémica en algunas de estas zonas rurales, como en la comarca salmantina de Arribes, se han tenido en cuenta dos criterios: que la población no supere los 2.400 habitantes y que el tiempo de desplazamiento al centro de salud no supere la media hora.

Al respecto, citó dos ejemplos de urgencias de puntos de atención continuada que se mantendrán abiertos por estos motivos, como son el de La Robla (León), que supera esa población, y El Barraco (Ávila), donde el intervalo de tiempo es mayor a los 30 minutos.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído