La Junta de Castilla y León ha dado luz verde a la construcción de una pista de carreras y pruebas de motocross en el municipio salmantino de Martinamor, concretamente a 1,6 kilómetros del pueblo y a 900 metros de las urbanizaciones Cuatro Calzadas y Mirasierra.

 

El circuito -piedra angular del proyecto-, se ubicará en una parcela de 81.645 metros cuadrados aunque la pista únicamente ocupará 35.385. Además, dispondrá de un cerramiento perimetral consistente en una valla metálica de 950 metros de longitud por 1,3 de altura. 

 

El acceso a la instalación se realizará por la servidumbre de paso formada por un camino que arranca en la carretera CV-57 y conduce hasta el propio circuito. En dicho acceso habrá una zona de aparcamiento de unos 1.600 metros cuadrados que no estará asfaltada pues se asentará directamente sobre la superficie natural de la parcela, previo desbroce y explanado.

 

La pista, que constará de un trazado con 1.600 metros de longitud por ocho de ancho y una parrilla de salida de 45 metros, se ejecutará en su totalidad con tierra procurando aprovechar la topografía actual de la parcela y añadiendo los obstáculos en forma de acopios de tierras con una altura máxima de 3 metros. 

 

En la parte exterior se realizarán peraltes con una altura máxima de un metro y una inclinación de 45 grados que no requieren obras de fábrica ni cunetas ya que la pendiente media del circuito será igual a la de la parcela. La tierra vegetal extraída se utilizará para recubrir los taludes del terraplén, por lo que no se requiere aporte de tierras externas.

 

Para amortiguar el ruido y evitar la suspensión de polvo se plantará vegetación en los alrededores de la pista y del aparcamiento. Además, se conectará a la red de abastecimiento municipal que transcurre próxima a la parcela para regar las pistas.
 
 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído