Este fin de semana tiene lugar la tercera feria de los dulces de las monjas en Morille. Durante dos días, siete conventos salmantinos y uno cacereño ofrecerán sus productos en esta feria de carácter solidario que se ha convertido ya en toda una tradición para la localidad.

Los dulces, recién hechos para la ocasión, podrán degustarse por un euro junto a un café, un té o un chocolate. “Sirve para endulzarnos la vida, debemos permitirnos un momento de sosiego y de pazo”, ha destacado el alcalde, Manuel Ambrosio.

Morille se convertirá durante estos días en el epicentro eclesiástico de la provincia, ya que además de los dulces también se desarrollarán una serie de actividades paralelas. El sábado a las 13:00 horas ha tenido lugar la conferencia ‘El trabajo en los conventos de clausura contemplativa’, del delegado diocesano para los conventos de clausura, Joaquín Tapia. Por su parte, el domingo a las 12:00 horas tendrá lugar el clásico repique de campanas.

Ambas actividades se suman a las permanentes durante los dos días como son la exposición ‘Asomos en la piedra’, de Belén Abella y Carmen Alba; la exposición bibliográfica ‘De espiritualidad, religión y doctrina’; la proyección de fotografía ‘Caminos, conventos y dulces’, de Santiago Bayón’; y ‘El arte de la repostería de Juan de la Mata y los dulces del monasterio cisterciense de Santa Ana, en Ávila’, todas ellas en el CEVMO. Por otro lado, en el museo del comercio y la industria se expondrá ‘Los libros y recetas de cocina de toda la vida’ y se realizarán visitas guiadas por la localidad.

En total, la organización prevé recaudar 11.000 euros, la misma cantidad que el año pasado y que se repartirán a partes iguales por los conventos.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído