Las fiestas patronales de Villoruela en honor a la Virgen del Carmen y el Cristo de la Esperanza han dicho esta tarde adiós a las citas taurinas con el segundo y último toro de cajón, que tuvo comienzo a partir de las 19:30 horas. 

El encierro llegó tras una intensa y completa jornada festiva, que ha comenzando con los carretones y la final de bolos clásicos, para continuar con animación infantil con la patrulla canina y, entre otras citas, la concentración de coches clásicos en la plaza del pueblo. 

Tras el segundo y último toro de cajón, en el recorrido habitual, la verbena en la plaza del pueblo con el grupo Aramio se encargará de despedir la jornada de la mejor forma, de unas fiestas que todavía se alargarán hasta el martes. 


Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído