Marcha de Senderismo Arribes del Duero: 22 años respirando naturaleza

La cita senderista, una de las más esperadas de la temporada, volvió a recorrer parajes de espectacular belleza

0 Comentarios

 Marcha de Senderismo Arribes del Duero: 22 años respirando naturaleza
Marcha de Senderismo Arribes del Duero: 22 años respirando naturaleza

Vilvestre acogIó una nueva edición, la vigesimosegunda, de la Marcha de Senderismo Arribes del Duero. 

Partiendo desde el Rollo de Justicia, los caminantes recorrieron la villa para llegar al castillo, desde donde toman el sendero que los llevará por zonas “de abundante vegetación autóctona, singulares construcciones y caprichosas formaciones rocosas”. 

Tras pasar por las Huertas la marcha tomó el camino de Traosierro para dirigirse hacia el Arroyo de la Nava, donde se descubre la casa y los corrales que antiguamente usaban los cabreros.

En un serpenteante descenso llegaron hasta el arroyo, que cruzaron por el famoso Puente de Piedra. Y desde allí se asciende hasta La Nava, donde se hizo un pequeño descanso para recuperar las energías.

A continuación, un suave descenso siguiendo el curso del arroyo y disfrutando de la vista del Castillo Las Bonas, una impresionante formación rocosa que sirve de refugio a especies protegidas de aves.

En el final del trayecto se llegó a Los Baños para encaminarse hacia La Barca, donde se puede descansar del camino y deleitarse con una suculenta comida contemplando las tranquilas aguas del Duero.

Durante el trayecto se hizo, asimismo, un descanso para reponer fuerzas y se entrega a los participantes de una botella de agua y una naranja.

Los caminantes recibieron el regalo conmemorativo XXII Marcha Arribes del Duero junto a una comida campestre, productos del cerdo a la brasa, queso, pan, agua y vino, naranjas, café, aguardiente y rosquilla casera.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído