La Policía Local de Salamanca ha tenido que actuar este mediodía en la plaza de la Concordia para desatascar a un vehículo que había 'aparcado' en las escaleras junto al centro comercial. Un conductor portugués se introdujo en la zona peatonal en dirección prohibida, quedando el coche atrancado al llegar a una zona de escaleras por la que pretendía circular junto a la calle Víctimas del Terrorismo. Una grúa tuvo que remolcar al coche, conducido después a través de toda la plaza hasta la calle Alonso de Ojeda, donde continuó su recorrido entre la extraña mirada de los transeúntes de la zona comercial.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído