La Guardia Civil ha detenido a un joven de 35 años, R.D.G.M.F., como presunto autor de un delito contra la seguridad del tráfico al ser interceptado cuando conducía un vehículo a 225 kilómetros por hora. Los hechos se produjeron en la autovía A-62, a la altura de Carpio de Azaba, en la comarca de Ciudad Rodrigo, a bordo de un BMW X5. 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído