Un vecino de Cantalapiedra de 60 años, T.S.J.D., se enfrenta a ocho años de cárcel por un presunto abuso sexual de su sobrina, según informan fuentes judiciales. La Audiencia Provincial juzgará el caso por el cual el hombre está acusado de aprovecharse en repetidas ocasiones de la mujer, discapacitada mental, de 53 años, la última el pasado 23 de marzo.
 
Según consta en la acusación del fiscal, la llevaba a diferentes lugares de la villa para realizar actos sexuales, siendo detenido por la Guardia Civil al ser sorprendido durante una felación junto a la ermita de Nuestra Señora de la Misericordia, según denunciaron testigos presenciales ante los agentes de la Benemérita. 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído