Una mujer de 86 años, de la localidad de Martín de Yeltes, tuvo que ser trasladada al Clínico en la madrugada de este sábado tras haber resultado intoxicada por inhalación de monóxido de carbono procedente de un brasero.

Según informan fuentes del 112, la mujer fue atendida en un primer momento en su domicilio de la calle de la Iglesia. Consciente, pero mareada, el personal sanitario decreta su traslado al complejo asistencial de Salamanca. Al lugar del suceso acudió una ambulancia de soporte vital básico, efectivos del Punto de Atención Continuada de La Fuente de San Esteban y la Guardia Civil.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído