Izquierda Unida denuncia el “despropósito” del servicio de lavandería del Hospital de Salamanca

Izquierda Unida denuncia el “despropósito” del servicio de lavandería del Hospital de Salamanca

La organización ya denunció el pasado mes de octubre la situación generada por “la falta de control por parte del Sacyl y la Gerencia”, y lamentan que haya “ropa de quirófano sucia, con el consiguiente riesgo a la salud de los pacientes”

Izquierda Unida ha vuelto a denunciar el “despropósito” y “desastre” en el que se ha convertido el servicio de lavandería del Complejo Asistencial de Salamanca, algo que la organización ya denunció en octubre, cuando aseguraron que esta situación se había generado por “la falta de control por parte del Sacyl y la Gerencia del Hospital”.

Así, la agrupación política se hace eco de la denuncia del colectivo ‘Salamanca por Una Sanidad Digna’ que ha denunciado más irregularidades en este servicio en forma de “ropa de cama en mal estado y sucia”, según explican en un comunicado. Una denuncia que viene acompañada de fotos realizadas por trabajadoras y trabajadores del hospital Clínico y de pacientes, explica el coordinador de Izquierda Unida Salamanca, Francisco Javier Herrero Polo.

Además, según ha concretado el coordinador de IU Salamanca, desde octubre la respuesta de la Gerencia y el Sacyl “se ha limitado a mantener el statu quo, sin activar ninguno de los mecanismos de sanción hacia la empresa concesionaria por la suciedad, destrozos y pérdida de ropa de cama, y uniformes del personal del hospital”, y ha denunciado que ahora mismo la institución sanitaria se encuentra “con almohadas y ropa de quirófano sucias, con el consiguiente riesgo a la salud de los pacientes que ello supone”.

Por todo ello, Herrero Polo ha afirmado que su partido seguirá “señalando como necesaria e imperativa la recuperación y gestión 100% pública, eficiente y garantizada del servicio de lavandería de los hospitales” además de exigir que la Gerencia y el Sacyl sancionen a la empresa privada por cobrar mientras presta “un servicio deficiente y que genera riesgos sanitarios y pérdidas económicas”.

Comentarios