El Hospital de Salamanca aumenta su plantilla, llegando a 3.734 profesionales

El Hospital de Salamanca aumenta su plantilla, llegando a 3.734 profesionales

La plantilla se ha incrementado en 33 puestos entre 2015 y 2018, mientras que el número de efectivos ha aumentado en 95. Se trata del Hospital con mayor dotación de profesionales, con un total de 3.734, que cubren diariamente las necesidades asistenciales y de organización

Ante las distintas manifestaciones de diversas plataformas y organizaciones, la Consejería de Sanidad quiere aclarar, respecto a la plantilla del Hospital Universitario de Salamanca, diversos aspectos. Así, en primer lugar, hay que destacar que dicho centro hospitalario es hoy en día el Hospital de la Gerencia Regional de Salud que está dotado con un mayor número de profesionales: 3.734 frente a los 3.292 del Hospital de León; 2.810 del Hospital Universitario de Burgos; 2.682 del Hospital Clínico Universitario de Valladolid; o los 2.486 del Hospital Universitario Río Hortega.

Este liderazgo afecta a todas las categorías laborales: en el Hospital de Salamanca trabajan 688 médicos y otros facultativos, mientras que las cifras de los restantes hospitales son de 588, 526; 487 y 459, respectivamente. De igual forma los efectivos de enfermería son 1.093 en Salamanca frente a 973 en León, 955 en Burgos, 874 en el Clínico de Valladolid y 711 en el Río Hortega.

En las restantes categorías, los efectivos de Salamanca son los mayores de cualquier hospital de la Comunidad. También al comparar las tasas de efectivos en relación con la población asignada a cada hospital, Salamanca se sitúa por encima: los efectivos de Salamanca suponen una tasa de 1.143 por cien mil habitantes; 1.602 en León; 1.022 en el Clínico de Valladolid; 952 en el Río Hortega y 786 en Burgos. Los profesionales por cada cien mil habitantes asignados son también superiores en Salamanca en todas las categorías: médicos, enfermeros, técnicos, auxiliares, y personal no sanitario.

En segundo lugar, tanto la plantilla del Hospital como los efectivos que trabajan se han incrementado en los dos últimos años: la plantilla se ha dotado con 33 puestos más y los efectivos son 95 más que hace dos años.

Esta diferencia entre plantilla y efectivos es importante y explica la errónea interpretación que algunas organizaciones han realizado en estos días. La plantilla constituye una foto fija de los puestos de trabajo existentes; los efectivos, el número real de profesionales que trabajan en el Hospital.

En ocasiones existen algunos puestos vacantes porque no se precisa, porque su categoría laboral está declarada a extinguir y ser sustituida por otras -es el caso de auxiliares de enfermería laborales cuyos puestos han de ser estatutarios, de peones, costureros o celadores) o porque existe déficit de profesionales candidatos-. En estos casos, se amortizan los puestos vacantes y se sustituyen por los de nuevas categorías. Al mismo tiempo, se producen nuevas necesidades que no pueden esperar la modificación de plantilla: refuerzo de determinados servicios, contratos de guardia, etc. En estos casos, se contrata a los profesionales fuera de plantilla y, posteriormente, si se mantiene esa necesidad, se incorporan a la plantilla. Esto explica, por ejemplo, la creación en plantilla de nueve puestos de médicos de urgencia que consolidan las contrataciones realizadas; o de dos médicos para cuidados paliativos.

Finalmente, se modifican puestos para garantizar mayor acreditación oespecialización: es el caso de la amortización de dos puestos de psiquiatra y la paralela creación de dos puestos de psiquiatra de la infancia y la adolescencia; o de la modificación de un puesto de oncología médica para añadir la especialización en consejo genético.

En definitiva, la plantilla es un instrumento dinámico que requiere adaptaciones periódicas que garanticen estabilidad laboral y adecuación de puestos para una mayor especialización.

Respuesta a cuatro necesidades

En este sentido, el documento aprobado el pasado mes de febrero, previa negociación en la Mesa Sectorial de Sanidad, se elaboró para dar respuesta a cuatro planteamientos.

Por un lado, y dado que se ha adoptado en Castilla y León el régimen de estatutario como modelo de vinculación jurídica que regula las condiciones laborales de los profesionales que prestan servicios en las instituciones sanitarias de la Gerencia Regional de Salud, se han transformado las plazas que se encontraban vacantes de personal funcionario y laboral en el régimen jurídico estatutario.

Asimismo, y tal como recoge la Ley 2/2007, de 7 de marzo, del Estatuto Jurídico del Personal Estatutario del Servicio de Salud de Castilla y León, se estableció un nuevo sistema de clasificación de categorías personales, que declaraba a extinguir aquellas plazas cuyo titular no se podía integrar en la categoría por no reunir los requisitos de titulación; en esta modificación de plantilla, se adaptan estas plazas vacantes a la nueva clasificación de categorías profesionales –corresponden sobre todo a las áreas de mantenimiento y hostelería-.

En tercer lugar, y con el fin de fomentar la estabilidad laboral de los profesionales, en esta modificación de plantilla se consolidan puestos de trabajo desempeñados por profesionales con nombramientos eventuales, creando las correspondientes plazas en la plantilla orgánica del personal estatutaria y limitando la utilización de sucesivos contratos de duración determinada.

Y, por último, a través de esta modificación de plantilla, la Gerencia Regional de Salud ha establecido el concurso específico como forma de provisión de puestos de trabajo de licenciados especialistas en Psiquiatría Infantil y de la Adolescencia y en Oncología Médica, con destino al Consejo Genético creado en el Hospital Universitario de Salamanca, pues es esencial que para el desempeño de dichos puestos los profesionales acrediten experiencia y formación en estas áreas de conocimiento específicas.

El Hospital Universitario de Salamanca dispone del mayor número de efectivos de la red de Sacyl, globalmente y en cada una de las categorías laborales. Y presenta los ratios más elevados en relación con la población que tiene asignada. El compromiso de la Consejería de Sanidad es continuar en esta dirección: crecer en efectivos, consolidar las plantillas y facilitar mayor especialización. Algo que corresponde al mayor Hospital de Castilla y León, que pronto verá mejoradas sus infraestructuras y que también está incrementando y actualizando sus medios tecnológicos.

Comentarios
Lo más