La lucha contra la siniestralidad: 128 kilómetros de pintura y 1.500 nuevas señales metálicas

La lucha contra la siniestralidad: 128 kilómetros de pintura y 1.500 nuevas señales metálicas

Además, también se pintaron casi 8.000 metros cuadrados de símbolos y casi 22.000 metros cuadrados de señalizaciones viales complementarias. El Ayuntamiento lleva a cabo medidas preventivas y cursos de educación vial con los más pequeños

Aunque los datos comparativos con otros años son positivos, desde el Ayuntamiento se continúan ejecutando una serie de medidas cuyo objetivo es reducir los accidentes de circulación, especialmente los atropellos. Así, durante 2017, se efectuaron seis reformas y ampliaciones de señalización luminosa y otras 50 reposiciones de señalización luminosa, quince como consecuencia de actos vandálicos. 

Además, por otro lado, se instalaron casi 1.500 señales metálicas, mientras que fueron repuestas otras 361 y se cambiaron de ubicación 709 señales verticales, se repararon 246 señales de tráfico, fueron sustituidos 898 postales de sustentación y se retiraron 449 elementos señalizadores o informativos. Asimismo, se instalaron 395 placas de vado permanente y 96 espejos en la vía pública. 

En cuanto a la señalización horizontal, la Memoria de la Policía Local refleja que se pintaron en las vías públicas de la ciudad hasta 128.861 metros lineales, 7.942 metros cuadrados de símbolos y 21.947 metros cuadrados de señalizaciones viales complementarias. 

Durante 2017, un total de 1.285 expedientes se tramitaron con asuntos muy diversos. Así, las autorizaciones para el aparcamiento de personas con movilidad reducida fueron 373 expedientes, mientras que las licencias de vado permanente llegaron a 192. Otras, como los mensajes en paneles luminosos se llevaron 74 expedientes o las ocupaciones de vía pública con vallas, 88. 

Medidas preventivas, seguridad peatonal

A lo largo del año y a través del teléfono 010 (Salamanca Avisa) se resolvieron 722 incidencias relacionadas con el tráfico, teniendo en cuenta las sugerencias, demandas y peticiones ciudadanas. Las actuaciones y mejoras llevadas a cabo constituyen un conjunto de medidas dirigidas a reducir los accidentes de circulación, especialmente los atropellos.

Estas actuaciones incluyen el repintado de los pasos peatonales para garantizar la visibilidad y seguridad de los mismos, la instalación de señales verticales y luminosas con destellos, la colocación de señales indicativas de pasos con pulsador, la iluminación de los pasos de cebra, la reubicación de contenedores y el rediseño de las plazas de aparcamiento en los nuevos proyectos de remodelación viaria y de aceras.

La educación vial

Casi cinco mil escolares tomaron parte en el año 2017 en las actividades docentes que lleva a cabo la Policía Local de Salamanca, en colaboración con la Fundación Salamanca Ciudad de Cultura y Saberes.

En concreto, 1.900 escolares de primer y segundo curso de primaria, de 47 colegios de la ciudad, y otros 1.180 alumnos de los cursos tercero y cuarto, pertenecientes a 40 colegios conocieron de primera mano el trabajo de la Policía Local a través de charlas que se desarrollaron en cada colegio y también visitando las dependencias policiales.

A todos ellos se añadieron otros 870 alumnos de los cursos tercero y cuarto de la Enseñanza Secundaria Obligatoria, englobados en otros 19 centros, que recibieron clases específicas de Educación Vial.

En lo que se refiere a la educación infantil, la Policía Local visitó 17 centros iniciando a 425 niños de edades más tempranas en la comprensión de estas materias.

En total, 4.875 escolares accedieron a estas actividades pedagógicas organizadas por las concejalías de Protección Ciudadana y de Educación e impartidas por la Policía Local.

Por otra parte, en colaboración con la concejalía de Mayores del Ayuntamiento de Salamanca, 30 colectivos visitaron las dependencias policiales y se impartieron cuatro charlas en residencias y hogares de mayores.

El objetivo de todos estos programas consiste en educar para la responsabilidad propiciando el uso adecuado de las vías públicas, aumentando la seguridad de peatones y conductores, advirtiendo de las repercusiones del consumo de alcohol y drogas y, en definitiva, propiciando el desarrollo de conductas seguras que contribuyan a disminuir los accidentes.

Comentarios
Lo más