La Alianza UPA-Coag se reúne con la Diputación para pedir una modificación de las normas urbanísticas

Aspecto de un campo de cultivo
La Alianza UPA-Coag se reúne con la Diputación para pedir una modificación de las normas urbanísticas

La organización insta a La Salina a prestar ayuda y anime a los municipios que tienen normativa propia a la modificación de estas, adaptándose a lo indicado en el R.D. 4/2018 en cuanto a distancias, y flexibilizando el resto de parámetros urbanísticos

UPA-Coag se reunirá este jueves con la Diputación. En la reunión, solicitada el pasado mes de enero, se le planteará a la Diputación la necesidad modificar las normas urbanísticas provinciales, que datan del año 1989, y que por lo tanto se han quedado obsoletas y dificultan las actividades profesionales de los agricultores y ganaderos.

Disponer actualmente de unas normas tan antiguas en la provincia supone un claro agravio comparativo con los agricultores y ganaderos de las provincias limítrofes, que cuentan con una Normativa Urbanística mucho más benévola, y adaptadas a las necesidades actuales de las explotaciones agrícolas y ganaderas.

La modificación de estas normas (que afectan a cerca de 290 municipios de esta provincia) es aún más necesaria y urgente desde la publicación del R.D. 4/2018 de 22 de febrero, donde se establecen las distancias de las explotaciones ganaderas a los cascos urbanos en toda la comunidad de Castilla y León, pero no afectará a los ganaderos, pues la distancia que establecen las normas provinciales son muy superiores a las que contempla este R.D.

Las reivindicaciones que desde la Alianza UPA-COAG llevan haciendo desde hace muchos años, sobre el despoblamiento de la provincia, y la dificultad que los jóvenes tienen para fijar su actividad en los pueblos, no pueden seguir siendo desatendidas, y como primer paso, la modificación urgente de las normas provinciales, es imprescindible.

Desde la Alianza UPA-COAG, también instan a la Diputación, a que preste ayuda y anime a los municipios que tienen normativa propia a la modificación de estas, adaptándose a lo indicado en el R.D. 4/2018 en cuanto a distancias, y flexibilizando el resto de parámetros urbanísticos, que tanto perjudican a los agricultores y ganaderos y su actividad en el medio rural.

Comentarios
Lo más