DÍA DEL LIBRO

Salamanca es “con diferencia” la ciudad de la región que mejor trata al gremio de libreros, según ALVACAL

Feria del Libro Antiguo y de Ocasión de Salamanca
Salamanca es “con diferencia” la ciudad de la región que mejor trata al gremio de libreros, según ALVACAL

La Asociación de Libreros de Viejo y Antiguo de Castilla y León aspira a que el resto de provincias tomen ejemplo de Salamanca y den más visibilidad a los libreros de antiguo

Desde la Asociación de Libreros de Viejo y Antiguo de Castilla y León (ALVACAL) consideran que Salamanca es “con diferencia” la ciudad de la región que “mejor trata” al gremio de libreros, tanto a los de libros nuevos como de antiguos.

Así lo ha asegurado a SALAMANCA24HORAS la presidenta de la asociación, Cristina Pérez, quien ha señalado que el resto de provincias deberían tomar ejemplo de Salamanca y “dar mayor visibilidad a los libreros de viejo y antiguo”.

La presidenta de ALVACAL ha señalado que “somos el gremio más grande de España” y el que más ferias organiza y, sin embargo, “somos el único que no tiene ayuda autonómica”. Además, ha señalado que desde esta asociación se celebran siete ferias del Libro Antiguo y Ocasión en la región, que no cuentan con el apoyo de los ayuntamientos porque “no le dan importancia”.

En este sentido, se ha referido a la Feria del Libro Antiguo y de Ocasión de Salamanca, organizada desde el Ayuntamiento salmantino, a la que considera “la mejor de España” de este tipo, en lo referente a programación. “En cuanto a organización y visibilidad, el Ayuntamiento le da recursos y le da el mismo valor que al Día del Libro”, ha subrayado.

Según Cristina Pérez, desde el punto de vista de los libreros de viejo, el Día del Libro es positivo porque promociona la lectura y da visibilidad a los libros, pero opina que “debería haber un apoyo más general al oficio del librero de viejo, que está en peligro de extinción”.

“Somos los rescatadores del libro”, ha asegurado la presidenta de esta asociación y ha recalcado que ahora mismo “se edita muchísimo” y que, por ello, “hay muchos libros que no tienen mucha salida y nosotros, como gremio, volvemos a poner en valor ese género que se puede usar, porque el libro no es un artículo perecedero”.

Los libreros de viejo “manejamos cuatro ámbitos de libros de segunda mano”, según Cristina Pérez. Así, están los libros antiguos, que son anteriores al año 1.840; los viejos, que son aquellos que tienen cien años o más hasta esa fecha; los de saldo, que son restos de editoriales que ya no se quieren comercializar como nuevo; y los libros de segunda mano, que son los que se compran a particulares para que vuelvan a estar en el comercio.

La Asociación de Libreros de Viejo y Antiguo de Castilla y León está formado por 16 librerías de las que cinco están en Salamanca. Según su presidenta, el comercio de este tipo de libreros es similar al de cualquier librería, incluso, venden por Internet, algo que “nos ha ayudado a abrir nuestro comercio al mundo, aunque la competitividad en cuanto a precios es muy grande y eso ha provocado que esté bajando el valor del libro”.

Comentarios
Lo más