Dos años de prisión e inhabilitación para el médico de Guijuelo acusado de masturbarse delante de una paciente

Dos años de prisión e inhabilitación para el médico de Guijuelo acusado de masturbarse delante de una paciente

Deberá indemnizar con mil euros a la víctima, según la sentencia comunicada. Es la misma pena que pedía el Ministerio Fiscal frente a unos hechos que el acusado negó en todo momento

Ya hay sentencia para el médico de Guijuelo, J.E.M., acusado de masturbarse ante una paciente en su consulta y se ha confirmado la pena pedida por el Ministerio Fiscal de dos años de prisión y otros dos de inhabilitación, así como la indemnización a la víctima de 1.000 euros, según han confirmado fuentes del caso. La acusación particular, por su parte, solicitaba ters años de prisión. 




Durante la vista celebrada el pasado 8 de mayo, el ahora inculpado negó los hechos que se le imputaban y aseguró que se estaba rascando en la parte interna del muslo debido a unas picaduras que tenía. Además, aseveró que sufre una enfermedad crónica en el glande que le produce un 'picor intenso'.

El acusado negó también que le tocara los pechos a la paciente ni que le rozara con los genitales, como sostuvo la víctima en el juicio. Según ella, durante el reconocimiento físico el médico le rozó ambos pechos con las manos y, posteriormente, sintió que se rozaba con el miembro erecto contra su trasero. Tras preguntarle “¿qué hace?”, la paciente ha asegurado que el médico “reculó” y volvió a la espalda y que, en ese momento, fue cuando entró la enfermera.

La víctima ha mantenido su versión y ha asegurado no tener “ninguna duda” de que el médico se estaba masturbando. "Alguien que se está rascando no se chupa la mano para seguir masturbándose", ha subrayado y, entre lágrimas ha explicado que en ese momento “estaba en shock” y pensó que “nadie me va a creer esto”, por lo que decidió grabarlo.

En el juicio también declaró la enfermera quien aseguró no haber visto nada, pese a que, según la víctima, la enfermera tuvo que verle masturbándose cuando entraba y salía de la consulta.

La vista ha contado, asimismo, con la declaración de una psicóloga a la que acudió la víctima unos días más tarde de lo ocurrido. Según la psicóloga, la víctima estaba “muy afectada” y “en un estado de estrés bastante agudo” por lo ocurrido.

Los hechos que se juzgan tuvieron lugar el pasado 10 de octubre de 2017, cuando la mujer denunció ante la Guardia Civil y a través de las redes sociales, donde acabó subiendo el vídeo, que el médico le había rozado con sus partes íntimas y se había masturbado en su presencia.

En la publicación que realizó la víctima, comentó que se acercó a las 7 horas de la mañana al centro de salud de Guijuelo al levantarse con dolor de espalda. Ante ello, en la consulta, el médico le levantó la camiseta y mientras le tocaba la espalda, le rozó con sus partes íntimas, según denunció. "Me quedo en shock y le digo que qué hace y dice que nada", continúa.

Poco después, mientras la enfermera preparaba las inyecciones, "él se toca estando sentado en la mesa y yo sentada de frente. Con todos mis dolores cojo el móvil e intento grabarle. Os digo de verdad que he pillado ya muy poco, todo el tiempo que estoy en la consulta él se está tocando", culmina.

A lo largo de la mañana de aquel día, según se sucedieron las informaciones, la Junta de Castilla y León decidió suspenderlo de empleo y sueldo.


Comentarios
Lo más