La Junta destina más de 1,3 millones para impulsar las sociedades laborales y las cooperativas de la comunidad

La Junta destina más de 1,3 millones para impulsar las sociedades laborales y las cooperativas de la comunidad

Supone un 40% más que lo presupuestado en 2017

La Consejería de Empleo, a través de la Dirección General de Economía Social, ha presupuestado para este ejercicio 1.314.475 euros en cuatro líneas de subvenciones dirigidas a impulsar la actividad económica y laboral de las sociedades laborales y cooperativas de la Comunidad, esfuerzo presupuestario que supone incrementar un 40% los fondos destinados para estas entidades incluidas en el sector de la Economía Social. Las cuatro líneas de ayuda son las siguientes:

En primer lugar, una línea de subvenciones, a través de dos programas, dotada con 789.475 euros: el primer programa está destinado a facilitar la incorporación de socios trabajadores o de trabajo en sociedades laborales y cooperativas; y el segundo programa está destinado a la financiación de proyectos de inversión en estas entidades. Este segundo programa fue puesto en marcha por primera vez en 2017.

Otra línea de subvenciones va dirigida a la constitución de empresas de economía social por trabajadores provenientes de crisis empresariales. Esta línea de ayudas tiene como novedades para este año que incrementa la cuantía general de las ayudas de 3.000 euros en 1.500 euros adicionales si se incorpora una mujer o un castellano y leonés retornado, alcanzando los 7.000 euros si la persona incorporada tiene 55 o más años de edad. Esta línea de ayudas cuanta con una financiación de 50.000 euros.

Unida a ellas, se presentan ayudas que van destinadas al pago de cuotas de la Seguridad Social a los trabajadores que se incorporen a una sociedad laboral y que sean beneficiarios de la prestación por desempleo en su modalidad de pago único. Esta línea está dotada con una financiación de 275.000 euros.

Finalmente, la última línea de apoyo va dirigida al fomento del espíritu emprendedor a través de las organizaciones representativas del Trabajo Autónomo y de la Economía Social, con el objetivo de financiar la labor de asesoramiento y difusión para emprendedores y empresas de Economía Social. Esta línea de subvenciones cuenta con una financiación que asciende a 200.000 euros.

Así, Castilla y León cuenta con 1.626 sociedades laborales (1.076 de servicios, 287 de construcción, 215 de industria y 48 de agricultura), que dan trabajo a 5.180 socios trabajadores de los que 3.815 son hombres y 1.365 mujeres. Asimismo, estas empresas del sector de la Economía Social cuentan con 1.658 socios capitalistas.

En la provincia salmantina hay un total de 213 sociedades laborales, de las que 151 son de servicios, 37 de construcción, 21 de industria y cuatro de agricultura.

Sociedades Laborales

Son empresas de emprendimiento colectivo. Se trata de un modelo empresarial de participación de los trabajadores en la empresa con una gran capacidad para la creación de empleo de calidad, contribuyendo al crecimiento económico y a la cohesión social. Los trabajadores compatibilizan una doble función de socio y trabajador, de forma que los integrantes de una sociedad laboral son a la vez empresarios y asalariados que aportan capital a un proyecto empresarial y perciben una renta como compensación a su trabajo.

Asimismo, es un modelo empresarial muy unido a su territorio y por tanto muy comprometido con el desarrollo local, que contribuye a mantener la cohesión social en su entorno.

Las Sociedades Laborales han de estar constituidas por al menos tres socios, si bien se permiten dos durante los tres primeros años de actividad; ningún socio puede tener más del 33 % del capital social (salvo entidades públicas que podrán tener más sin llegar al 50 %) y la mayoría del capital social tiene que estar en manos de los socios trabajadores (más del 50 % de las participaciones).

Empresas participadas

Una de las novedades de la Ley de Sociedades Laborales y Participadas es la creación de una nueva categoría social: las sociedades participadas por los trabajadores.

Estas entidades son aquellas sociedades anónimas o de responsabilidad limitada que sin alcanzar los requisitos establecidos para ser sociedades laborales, cuenten con trabajadores que tienen participación en el capital y en los resultados de la sociedad; puedan tener trabajadores que posean participación en los derechos de voto y en la toma de decisiones de la sociedad o que adopten una estrategia que fomente la incorporación de trabajadores a la condición de socios.

30.000 empleos en Castilla y León

El sector de la Economía Social tiene un destacado peso en la actividad económica y en el empleo de la Comunidad. Castilla y León tiene más de 4.000 empresas dentro del sector de la Economía Social, entre cooperativas, sociedades laborales, centros especiales de empleo y empresas de inserción, que dan empleo directo a más de 30.000 trabajadores y que alcanzan una facturación anual superior a los 4.000 millones de euros.

Las empresas de la Economía social tienen además un comportamiento en materia de mantenimiento y creación de empleo de calidad. Durante la crisis económica la pérdida de empleo en las empresas de este sector fue 8 puntos inferior al resto de las empresas. Asimismo, el 80 % del empleo en las cooperativas y en las sociedades laborales es de carácter indefinido.

Comentarios
Lo más